Nire asmo berri ona ahaztu nuen eguna. El dia que olvidé mi propósito

Kontakizunean azaltzen diren partaideen izenak ez dira benetakoak.

Excepto los de los monitores, los nombres  que aparecen en esta narración no son auténticos,  todo lo demás, es real, no es fruto de la imaginación del autor

Erraza da ikusten duzuna esatea baina oso zaila ordea, sentitzen duzuna adieraztea.

¿Cómo expresar emociones teniendo que contar  las palabras para que quepan en  un relato? Hay ocasiones que es fácil contar lo que ves y muy difícil decir lo que sientes, esta es una de ellas.

Atzo bukatu nuen Arantxarekin batera Paziente Biziako tailerra. Beste mundu batera bidai zoragarri bat izan da.

Ayer, termine el taller de paciente activo que hemos llevado entre Arantxa y yo, ha sido increíble, un viaje a otro mundo, en el que  existe  una realidad diferente  a la  nuestra. En algunos momentos coincidimos,  pero en  otros,  estamos  muy  alejados.

Hasiera batean tailerra ez zela aurrera aterako pentsatu nuen. Beste tailerretako partaideekin zerikusirik ez zuten 10 pertsonek osatzen zuten taldea eta fundazio sozial batean barneratuta zeuden.

En un primer momento pensé que aquello no iba  a funcionar, porque no se parecía en nada a los modelos de talleres  habituales, los asistentes eran diferentes. Se trataba de diez personas  de diferentes nacionalidades, algunos acudían sin ganas, otros  lesionados, algo empujados a acudir,  con otro tipo de problemas, en situación de desarraigo social, algunos de ellos habían estado en prisión por diferentes causas, todos están  internos en  una fundación social que les acoge y proporciona un lugar en el que vivir.

Partaideetako batzuek kartzelan egonak ziren, gehiengoek menpekotasun arazoak izandakoak ziren, indarkeria aurrekariak…

Todos están solos, sin familia o alejados de ella por problemas de relación, con órdenes de alejamiento de cónyuges o hijos,  la mayoría son o han sido,  ex adictos a alguna sustancia. En los algunos casos  tienen  antecedentes de violencia de género, de intentos de agresión o de suicidio.

Inor ez zen diabetikoa, ez zituzten gaixotasun ohikoak eta ez ziren zaintzaileak.

En la primera sesión el modelaje de presentación  no sirvió para nada, ninguno es diabético ni tiene alguna de  las patologías habituales de los talleres. Tampoco son  cuidadores de nadie.

Ez zuten interesik menuak egiteko orduan ezta asmo berri onak proposatzeko garaian.

No  mostraban demasiado interés por las proteínas, los hidratos o los menús. En los propósitos vimos que no les importaba beber más agua o comer menos pan, tampoco podían intervenir en los menús, ya que su dieta es cerrada y preparada  por la fundación y hacer ejercicio no les parecía un propósito importante.

Egoera konplexua zen, ez genekien aurrera jarraitu edo ez baina aurrera egitea erabaki genuen.

Para ellos recuperar  su vida, su dignidad y su libertad es  lo que les anima a resistir. La situación para nosotros los monitores,  era compleja. ¿Seríamos  capaces de llevar un grupo así? ¿Sería correcta nuestra actuación? Todas las dudas nos hicieron plantearnos si seguir  o abandonar.  Lo comentamos entre nosotros y con los responsables del programa, que dejaron la decisión en nuestras  manos.

Decidimos tirar para adelante cruzando los dedos para que aquello no se nos fuera de las manos. Y no se nos fue, sobre todo gracias a ellos. Pasó, que poco a poco fuimos conectando,

Algunos capítulos del  manual como,  “la comunicación, el testamento vital o el pensamiento positivo, las creencias “ y sobretodo “compartir experiencias”  fueron dando lugar a debates intensos.

Tailerra amaitzean, agurtzeko momentua, gogorra eta zaila izan zen.

Cuando acabó el taller, el agradecimiento de  todos ellos, hizo que la despedida se hiciera difícil, por primera vez en todos estos años sentí un nudo en la garganta y lamenté que no quedasen mas sesiones.

Oso esker onekoa sentitzen naiz.

Me siento profundamente agradecido a estas personas que durante unas semanas nos permitieron entrar en su mundo,  y compartieron con nosotros sus vidas.

clark-little-wave.jpg.600x315_q90_crop-smart

Eskerrik asko, Gracias:

Mohamendi, 25 urte daramatza ihes egiten eta bere helburua bere familia bilatzea da. Bere haurtzaroko kontakizunak shokean utzi gintuen.

A Mohamed, el chaval  marroquí de 38 años que lleva más de 25 huyendo y cuyo propósito es seguir  buscando a una familia que no sabe dónde está. El relato de tu infancia nos dejo en estado de shock. No cabe tanto sufrimiento en este relato.

Dimitriri, ez zuen ia hitz egiten baina bere begiradarekin dena esaten zuen. Bere helburua kontsumoetatik garbi mantentzea zen.

A  Dimitri, que casi no hablaba, pero que con la mirada lo decía todo, y que sobre todas las cosas, desea mantenerse limpio de consumos, excepto del pastel de despedida, que casi se comió el solo.

Josuri, hartzen zituen botika guztiengatik, saioetan lo geratzen zen. Dena galdu zuen, eta bere nahia lasai egotea zen. Bere helburua,  saioetara joateko bere logelatik ateratzea zen.

A  Josu, que se nos dormía en las sesiones, por la  cantidad de medicación  que tomaba, un hombre que lo perdió todo y solo quería estar tranquilo, su propósito, simple para nosotros  y muy difícil para él,  consistía en  poder salir  de su habitación para acudir a la sesión.

Anari, ez da bere burua zaintzeko gai ikusten eta bere helburua egunen batean  bere mutil lagunarekin bizitzeko zentrotik ateratzea zen.

A  Ana, que se siente incapaz de cuidarse y cuyo propósito de futuro consiste en salir algún día del centro y vivir con su novio.

Shamirri, egunen batean bere alabari begietara begiratu ahal izatea opa diogu.

A  Shamir, al que deseamos que un día pueda  mirar a los ojos a su hija. No se podría encontrar un propósito mejor

Eta saioeren batera joan eta bizitakoa kontatu ziguten guztiei, eskerrik asko.

Y también a todos los que fueron  dejando de acudir,  pero que también aportaron  sus vivencias

A todos una vez más, gracias.

Ez dakit zerbaitetan lagundu nizuen, zuek niri bai. Ez ditut nire asmo berri onak gogoratzen, baina zuenak ez ditut ahaztuko.

No sé si  logré  aportaros algo, vosotros a mí  si.  No  recuerdo cuales fueron mis propósitos. Los vuestros no los olvidaré  en  mucho tiempo.

Monitoreak zuek zinatela eta egunero zerbait ikasten nuena sentiarazi zenidaten. 

Terminé con  la sensación que vosotros fuisteis  los monitores y yo un paciente que aprendía en cada día de los que pasamos juntos.

Igual no hemos alcanzado al horizonte al que hubiéramos querido llegar, pero hemos andado  juntos por el mismo camino.

Solo por esto merece la pena seguir caminando.

Jose Mª Avila Rodriguez

  1. Leo el post y me hago idea de que ha sido una experiencia enriquecedora. Gracias por compartir y por hacernos ver que respetando los puntos de vista siempre hay un lugar común en el que poder aprender y trabajar.

    Me gusta

  2. Un relato muy interesante y distinto del que estamos acostumbrados a vivir los monitores de este Programa. Es importante conocer otras experiencias y aunque sea difícil, veo que puede ayudar a otro tipo de pacientes.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: