Nahikoa deskantsatzen al dugu?¿Descansamos lo suficiente?

Ana, Danielekin ezkonduta dago eta 7 eta 9 urteko 2 seme ditu. Biak astelehenetik ostiralera egiten dute lana.

Zeregin desberdinak egiten dituzte: lanera eta umeen bila joan, erosketak egin, janaria prestatu, semeei etxeko lanekin lagundu, etxeko lanak, ariketa fisikoa, deskantsatu, aisialdirako denbora hartu…

Egunak 24 ordu bakarrik ditu, eta goian esan ditugun zeregin guztiak egitea oso zaila da. Horretarako beharrezkoa den LOAri kentzen diogu denbora.

Ordu jakin batzuk lo egitea beharrezkoa da gure gorputza ondo ibiltzeko. Ez daude lo egin behar diren ordu jakin batzuk, pertsonatik pertsonara beharrak aldatu egiten baitira.

Ezin ditugu gure lo orduak beste gauza batzuk egiteko erabili, gure osasunari kalte egiten diolako. 

Deskantsu on bat izateko komenigarria da ordutegi jakin bat jarraitzea, tenperatura egokia mantetzea, ohean pantaila elektronikoak ez erabiltzea eta asko ez afaltzea besteak beste.

Ana está casada con Daniel. Tienen dos hijos de siete y nueve años. Viven en una ciudad de más de 100.000 habitantes. Ambos trabajan de lunes a viernes. Son una familia normal y corriente, como las hay a miles por toda España. Consideremos a ambos dos personas responsables, preocupadas por la educación de sus hijos y por su salud.

Si pidiéramos a ambos que escribieran en una hoja un listado de tareas genéricas –sin entrar en detalles- de lo que hacen en una semana habitualmente, probablemente escribirían algo parecido a esto:

  • Desplazamientos al trabajo
  • Desplazamientos al colegio de los niños
  • Jornada de trabajo propiamente dicha
  • Visitas al mercado o supermercado para la compra de alimentos frescos
  • Preparación de esos alimentos. Ambos son personas concienciadas de la importancia de la alimentación y por lo tanto dedican a diario un tiempo a cocinar.
  • Educación de los niños. Ayuda en sus deberes y dedicación de un tiempo diario a hablar con ellos, interesarse por su jornada en el colegio, etcétera.
  • Tareas domésticas: mantenimiento de la casa limpia, lavadoras y planchado de ropa
  • Deporte: conscientes de la importancia de la actividad física, ambos practican ejercicio dos o tres veces por semana.
  • Ocio y descanso: a ambos les gusta el cine y las buenas series de televisión. Tratan de dedicar un tiempo a diario también a la lectura.
  • Semanalmente la pareja busca un espacio en exclusiva para ellos, para disfrutar de su intimidad.

Hasta aquí, parece todo muy razonable, ¿verdad? No obstante, el día a día e Ana y Daniel (o de cualquier persona; estos son personajes ficticios), es muy complicado, por la sencilla razón de que el día tiene tan solo 24 horas y llevar a cabo correctamente todas las tareas que exponemos líneas arriba (u otras) resulta muy complicado.

Imaginemos, quizás con un cierto optimismo, que esta pareja, muy bien organizada, es capaz de realizar todas estas tareas en sus quehaceres cotidianos. .. ¿cómo serán capaces de hacerlo? Permitidme que me tome la libertad de responderme a mí mismo: pues sacrificando una actividad diaria e imprescindible que no he anotado, adrede, en nuestro día a día: EL SUEÑO.

a.jpg

Dormir un número suficiente de horas es imprescindible para que nuestro cuerpo se regenere. No se puede estipular una cantidad de horas exactas porque hay personas que necesitan más y personas que necesitan menos. Cierto es también que las necesidades de sueño varían en función de la edad de cada persona: no duerme lo mismo un niño que un anciano.

Teniendo esto en cuenta conviene adquirir unos ciertos hábitos diarios para que el sueño de cada cual no se vea afectado por nuestra vida diaria; no debemos sacrificar las horas de descanso de ninguna manera, porque ello repercutirá negativamente en nuestra salud.

Multitud de estudios han demostrado que una carencia en esta parcela de nuestra vida afecta, no sólo a nuestro rendimiento del día siguiente, y a nuestra concentración –la somnolencia nos acompañará a lo largo de todo el día- , sino que nos hará sentirnos mal, y probablemente irritables y malhumorados.

Y no sólo eso: la falta de sueño puede acabar teniendo efectos sobre nuestro cuerpo, ya que debilita el sistema inmunológico y puede provocar desde problemas cardiovasculares hasta obesidad pasando por disminución en el crecimiento en los niños. No es éste por lo tanto un asunto para tomárnoslo a la ligera.

Habría que hablar, además de dedicarle un cierto número de horas al sueño, de ciertas costumbres que facilitan el tener un descanso profundo y reparador, entre las que destacan:

  • Conviene tener un horario más o menos constante para retirarnos a descansar. Nuestro cuerpo se habitúa y suele ser bueno mantener una pauta. Cualquier persona que trabaje a turnos podría explicarnos los problemas que generan los cambios de horarios
  • Durmamos con una temperatura adecuada. Ojo con el exceso de calor, tan habitual en algunas casas.
  • Dejemos de lado las pantallas electrónicas en nuestras camas: los móviles y tablets excitan nuestros cerebros y nos dificultan el sueño. Optemos en todo caso, por leer un libro antes de marcharnos a dormir.
  • Cenemos con prudencia, evitando comilonas, alimentos muy grasos o el alcohol. Todos ellos dificultan el sueño. Y por descontado, no nos metamos en la cama inmediatamente tras haber cenado. Cuanto más tiempo demos a nuestro cuerpo para digerir los alimentos, mejor.

En pocas palabras, acostumbrémonos a no sacrificar horas de descanso en favor de otras parcelas de nuestra vida y adoptemos buenos hábitos para que sea profundo y reparador

¡Felices sueños!

Fausto Sagarzazu

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: