Nola hartu behar ditugu gure botikak? ¿Cómo debemos tomar nuestras medicinas?

Sendagaiak osasuna hobetu, minak arindu edo egoera fisiologikoa aldatu dezakete. Botiken erabilera egokia funtsezkoa da gure osasunarentzat.

Pertsona guztiak desberdinak gara, eta kontuan izan behar dugu, botikak, bakoitzari egokitu behar zaizkiela. Gaixotasun kroniko bat badugu, botikak gure gaixotasuna kontrolpean izaten lagunduko digute, baina ez sendatzen.

Zer jakin behar dugu hartzen ditugun botikei buruz?

Sendagileak emandako jarraibideak jarraitu behar ditugu. Informazio gehiago nahi izanez gero, prospektua irakur dezakegu.  Oso garrantzitsua da hurrengo alderdiak jakitea: Botikak zertaz osatuta dauden, zergaitik hartu behar ditugun botika horiek, noiz hartu behar ditugun, nola hartu behar ditugun, hartu beharreko kantitatea, kontraindikazioak, ardura bereziren bat izan behar dugun, interakzioak, albo efektuak, nola mantendu behar ditugun eta iraungitze datak besteak beste.

Gure ardura, sendagileak emandako gomendioak ondo jarraitzea da, botikak ezagutzea eta zertarako hartzen ditugun jakitea, botiken albo efektuak ezagutzea eta botikak ondo hartzea da.

Medicamento es toda sustancia capaz de prevenir, diagnosticar, aliviar o curar enfermedades o dolencias, o de afectar a funciones corporales o al estado mental. Por ello, un buen uso es fundamental para nuestra salud.

Debemos tener en cuenta que cada persona somos un mundo y por tanto el uso y consumo de medicamentos debe adecuarse a cada uno de nosotros. Así mismo, no debemos olvidar que los enfermos crónicos tomamos los medicamentos, no para curar nuestra enfermedad, sino para controlarla y manejarla, controlando malestares y síntomas y mejorando nuestra vida diaria.

¿Qué tenemos que saber sobre nuestros medicamentos?

Los medicamentos pueden no sentarnos siempre bien, tener alguna sustancia que nuestro organismo no tolere o estar contraindicado para nosotros si padecemos algún trastorno que el médico debe evaluar. Por eso, debemos estar muy atentos a las instrucciones del médico  cuando nos diga como tomarlos (no olvidemos preguntar cualquier duda antes de salir de la consulta) y  también familiarizarnos con el prospecto y tener la costumbre de leerlo atentamente antes de tomarlo, sin que ello suponga una excesiva sensibilización con ciertos aspectos que suelen aparecer en él.

Entre lo que nos dice el médico y la información del prospecto debemos tener claro los siguientes aspectos:

Composición: se trata de la lista de elementos de los que está compuesto el medicamento, tanto de su principio activo como los excipientes. Si tienes alergias o intolerancias a algunos excipientes como la lactosa o algunos aromas, es lo primero que debes tener en cuenta.

Indicaciones: son el conjunto de enfermedades susceptibles de ser tratadas con el fármaco.

Posología: es la información respecto la dosis, frecuencia y forma de tomarlo, por lo tanto, uno de los apartados a los que prestar más atención. De hecho, se suele concretar esta información según las características de la persona. Y es que según tu peso, edad o sexo, debes seguir una posología u otra.

Contraindicaciones: son los casos en los que no se recomienda consumir el medicamento, ya sea por enfermedad, por pertenecer a un grupo de edad concreto (niños o ancianos por ejemplo) o por estar embarazada o lactando.

Precauciones: son las situaciones en las que no se debe consumir el medicamento o utilizarlo con extrema precaución. Son casos muy concretos que se describen exhaustivamente.

Efectos secundarios: se detallan los problemas que la toma del medicamento puede causar en el organismo. Suelen ser de carácter leve y de muy baja probabilidad, pero hay que tenerlos en cuenta.

Interacciones: es la relación de otros medicamentos o incluso de alimentos con los que la medicación que vas a tomar tendrá un efecto menor o incluso no podrá actuar. Por lo tanto, debes saber cuáles son para evitarlos si quieres que tu tratamiento sea eficaz.

Conservación y caducidad: son las condiciones óptimas para poder consumir el medicamento y que no pierda eficacia. El buen estado de la medicación que tomes es de suma relevancia. Es importante conocer y respetar estas condiciones de conservación y no consumir fármacos si se sospecha que han estado expuestos a temperaturas o humedad que están fuera del rango que señala el fabricante o que estén caducados.

Si tenemos alguna duda podemos preguntar a nuestro médico o farmacéutico.

Nuestras responsabilidades al tomar los medicamentos

Los pacientes podemos y debemos tomar medidas para asegurarnos de que estamos dando el uso correcto a los medicamentos que nos son recetados.

–      Siempre debemos seguir las indicaciones de la receta o de nuestro médico.

–      Saber cuáles son las posibles interacciones con otros medicamentos.

–      No dejar de tomar o cambiar el régimen de dosificación sin antes consultar con un profesional de la salud.

–      Evitar, bajo cualquier circunstancia, utilizar los medicamentos de prescripción de otra persona.

–      Antes de obtener cualquier otro medicamento, y además de describir nuestro problema médico  al profesional de la salud, los pacientes siempre debemos informar acerca de todos los medicamentos que estamos tomando, incluyendo los de con o sin prescripción, y los suplementos dietéticos o de hierbas.

–        Conocer que es lo que estamos tomando y para qué lo estamos tomando.

–        Además, los medicamentos que no llegan a usarse o que han caducado deben ser debidamente descartados en los sitios de recogida de medicamentos, normalmente en las farmacias.

Debemos tener en cuenta que el abuso o el uso inadecuado de medicamentos va en contra de nuestra salud y que ello puede acarrear un menor poder curativo en el futuro.

a.jpg

Jose Cepero

Ez nuen nahi izan hiltzen bizi: eta bizitza aukeratu nuen. No quise vivir muriendo: y elegí la vida.

Elegí

Gaurkoan, zuekin, Rudyard Kipling-en olerki bati buruzko hausnarketa egitea gustatuko litzaidake.

Gure bizitza era desberdinetan bizi dezakegu: ikusle bat bezala, edo benetan bizitza gozatuz. Gauza txarrei alde positiboa ateratzen eta alderdi onak aprobetxatzen.

Hoy ha llegado a mis manos un poema de Rudyard Kipling que además de encantarme me ha hecho reflexionar.

Reflexionar sobre algo que en mi casa hemos discutido muchas veces, y es sobre cómo quieres que pase tu vida, siendo un mero espectador o disfrutando de ella 100%, con sus cosas buenas y con las malas. Porque eso es VIVIR la vida, disfrutar de lo bueno y aprender de lo malo, buscar lo positivo que esa situación puede aportarte y tomarlo.

Cuando llega a nuestra vida una situación difícil, llámese enfermedad, dificultad, problema, etc., nadie se pone contento porque dice…. ¡Qué suerte he tenido, voy a aprender de esta desgracia! Pero la realidad es que a veces pasan cosas en nuestra vida, que no hemos elegido, que son dolorosas, que duelen y lo peor…no las podemos evitar. Pero cuando pasa, porque tarde o temprano pasa ¿podemos hacer algo?

Hace poco en una charla de lo más relajada con un grupo de niños con dificultades una niña dijo: “Me gustaría que mi vida fuera recta, que todo fuera más fácil, que no tuviera tantas curvas”. A lo que otra niña contestó: “Quizás nuestra vida tenga muchas curvas, pero no podemos quedarnos ahí a lamentarnos, tenemos que aprender a conducir en las curvas”.

Hoy leyendo este poema me he acordado de ellas y ha despertado en mí un gran sentimiento de orgullo hacia ellas. La vida no está exenta de curvas, para nadie, todos tenemos nuestros momentos de autopista recta y otros momentos de carretera de alta montaña llena de curvas. No es fácil conducir en estas carreteras pero con ganas de aprender, capacidad de adaptación y un poco de arranque podemos conseguirlo. Todos podemos conseguirlo.

Y lo escribo, me lo digo en voz alta, en baja, al oído, para mí y para los demás, de todas las formas posibles……porque, aunque realmente es lo que pienso a veces es difícil ponerlo en práctica. Pero sé que puedo, sé que soy capaz, solo hay que dar un paso al frente y empezar a caminar o en este caso a conducir por la carretera de curvas.

Os dejo el poema para que lo leáis y me gustaría saber si ha despertado algo en vuestro interior.

Elegí la vida

No quise dormir sin sueños:

y elegí la ilusión que me despierta,

el proyecto que me llena,

y no la vida vacía de quien no busca nada,

de quien no desea nada más

que sobrevivir cada día.

 

No quise vivir en la angustia:

y elegí la paz y la esperanza, la luz,

el llanto que desahoga, que libera,

y no el que inspira lástima en vez de soluciones,

la queja que denuncia, la que se grita,

y no la que se murmura y no cambia nada.

 

No quise vivir cansado:

y elegí el descanso del amigo y del abrazo,

el camino sin prosas, compartido,

y no parar nunca, no dormir nunca.

Elegí avanzar despacio, durante más tiempo,

y llegar más lejos,

habiendo disfrutado del pasaje.

 

No quise huir:

y elegí mirar de frente,

levantar la cabeza,

y enfrentarme a los miedos y fantasmas

porque no por darme la vuelta volarían.

 

No pude olvidar mis fallos:

pero elegí perdonarme, quererme,

llevar con dignidad mis miserias

y descubrir mis dones;

y no vivir lamentándome

por aquello que no pude cambiar,

que me entristece, que me duele,

por el daño que hice y el que me hicieron.

Elegí aceptar el pasado.

 

No quise vivir solo:

y elegí la alegría de descubrir a otro,

de dar, de compartir,

y no el resentimiento sucio que encadena.

Elegí el amor.

 

Y hubo mil cosas que no elegí,

que me llegaron de pronto

y me transformaron la vida.

Cosas buenas y malas, que no buscaba,

caminos por lo que me perdí,

personas que vinieron y se fueron,

una vida que no esperaba.

Y elegí, al menos, cómo vivirla.

 

Elegí los sueños para decorarla

la esperanza para sostenerla,

la valentía para afrontarla.

 

No quise vivir muriendo:

 y elegí la vida.

Así podré sonreír cuando llegue la muerte,

aunque no la elija…

… porque moriré viviendo.

Rudyard Kipling

 

Quiero dedicar este poema a todas aquellas personas que están pasando por las curvas en estos momentos, quiero deciros que yo sé que puedo llegar a la meta y sé que vosotros también podéis hacerlo, así que no dejéis que el miedo os venza y…….. ¡adelante!!!!!!

Esti Gamboa

Itxaron beharreko egunak. Días de espera.

Osasuneko arazoren bat dugunok, badakigu zer den froga bat egiteko zain egotea edo emaitzen zain egotea.

Berri txarrak edo berri onak jaso ditzazkegu, diagnostiko zailak bereganatu behar izaten ditugu batzuetan, egoera berri bati egokitu behar izaten dugu besteetan. Osasun arazo arinek aldiz, ez dute eguneroko bizitzan ia eraginik. 

Zer egin dezakegu itxaroten ari garen egun luze horietan? Gustatzen zaizkigun gauzak egin eta entretenituta mantendu.

Algo de lo que sabemos quienes tenemos algún tipo de problema de salud, es de eso, de los días de espera. Días en los que nos tienen que dar una cita para hacernos alguna prueba, o nos toca esperar unos resultados que nos angustian por lo que ello conlleva. Días de espera por una cita para el especialista, para una analítica o para lo que sea. Días en los que nos toca esperar si o si, queramos o no, nos guste más o menos y no nos queda de otra. Sigue leyendo

Udaberria. Primavera

Udaberrian sartu gara, eta gure ohituretan aldaketa txikiren bat egiteko aukera dugu.

Negua joan dela aprobetxatuz, urtaro honetan jarrera desberdinak hartuko ditut eta jarduera desberdinak egiten hasiko naiz:

  • Ariketa fisikoa. Garai honetan ez dugu aitzakiarik etxetik ez ateratzeko ez baitu hainbeste hotzik egiten, eta euria gutxiago egiten duelako. Gure hiriko txokoak gozatzeko aukera bikaina dugu.
  • Elikadura. Eguraldi honekin gauza freskoagoak jaten ditugu: entsaladak, gazpatxoa eta ur gehiago eraten dugu.
  • Gure burua berrituko dugu. Inguratzen gaituzten pertsona edo gauza txarrak alde batera utziko ditugu eta egoera positiboak aprobetxatuko ditugu eta bizitza ematen gaituzten pertsonez inguratuko gara.

Recién estrenada la estación y con el horario puesto a punto hasta el próximo octubre, llega la primavera que además de alterarnos la sangre y algún que otro tópico más, nos ofrece un momento para detenernos, mirar alrededor, mirar hacia adentro y poder (si es necesario) hacer algún que otro ajuste (o incluso cambios e innovaciones) en nuestros hábitos de vida. Sigue leyendo

Nahikoa deskantsatzen al dugu?¿Descansamos lo suficiente?

Ana, Danielekin ezkonduta dago eta 7 eta 9 urteko 2 seme ditu. Biak astelehenetik ostiralera egiten dute lana.

Zeregin desberdinak egiten dituzte: lanera eta umeen bila joan, erosketak egin, janaria prestatu, semeei etxeko lanekin lagundu, etxeko lanak, ariketa fisikoa, deskantsatu, aisialdirako denbora hartu…

Egunak 24 ordu bakarrik ditu, eta goian esan ditugun zeregin guztiak egitea oso zaila da. Horretarako beharrezkoa den LOAri kentzen diogu denbora.

Ordu jakin batzuk lo egitea beharrezkoa da gure gorputza ondo ibiltzeko. Ez daude lo egin behar diren ordu jakin batzuk, pertsonatik pertsonara beharrak aldatu egiten baitira.

Ezin ditugu gure lo orduak beste gauza batzuk egiteko erabili, gure osasunari kalte egiten diolako. 

Deskantsu on bat izateko komenigarria da ordutegi jakin bat jarraitzea, tenperatura egokia mantetzea, ohean pantaila elektronikoak ez erabiltzea eta asko ez afaltzea besteak beste.

Ana está casada con Daniel. Tienen dos hijos de siete y nueve años. Viven en una ciudad de más de 100.000 habitantes. Ambos trabajan de lunes a viernes. Son una familia normal y corriente, como las hay a miles por toda España. Consideremos a ambos dos personas responsables, preocupadas por la educación de sus hijos y por su salud. Sigue leyendo

Eman odola, eman bizitza. Dona sangre, dona vida

OME-k esaten duen bezala, odola emateak, bizitza emateaz gain osasuna ere hobetzen du.

Arrazoi desberdinengatik, pertsona askok behar izaten dituzte odol transfusioak, eta horregatik dago etengabeko beharra. Odola beste pertsona bati eskein diezaioguken oparirik preziatuena da. Odola emateak, bizi bat salbatu dezake edo gaixotasun desberdinetarako erabil daiteke.

Odola ematea, librea da, borondatezkoa, doakoa, anonimoa solidarioa eta arduratsua.

Odola emateko arrazoiak: Beharrezkoa da eta ezin da egin, odol emate altruistak odola lortzeko iturri bakarra da, oso erraza eta segurua da, ez du inolako arriskurik, solidaritatea adierazten du, odolak iraungipen data du.

Odola emateko baldintzak: 18 -70 urte artean izan, 50 kilo baino gehiago pisatu behar da, tentsio arterial eta pultso jakin bat izan behar dira odola emateko garaian eta hemoglobina maila jakin bat izan. Gizonezkoak urtero 4 aldiz eman dezakete odola, eta emakumezkoak aldiz, urtean 3 aldiz.

Non eman daiteke odola:

http://www.donantes2punto0.eus/eu/non-eman/eventosporsemana/2019/03/18/-

Hurrengo telefono zenbakietan informazio gehiago duzue:

  • Araba: 945 00 76 27
  • Gipuzkoa: 943 31 70 91
  • Bizkaia: 944 007 141

Odol emaileri informazio gehiago hurrengo zenbakian (astelehenetik ostiralera 9 – 21etara: 900 303 404

Como dice la OMS, las donaciones de sangre contribuyen a salvar vidas y a mejorar la salud.

Algunos ejemplos de personas que precisan transfusiones son las mujeres con complicaciones obstétricas (embarazos ectópicos, hemorragias antes, durante o después del parto, etc), los niños con anemia grave, las personas con traumatismos graves provocadas por las catástrofes naturales y las causadas por el hombre, pacientes que se someten a intervenciones quirúrgicas y médicas complejas, enfermos de cáncer,…etc.

Para abastecer todas estas necesidades existe una necesidad constante de donaciones regulares, ya que la sangre sólo se puede conservar durante un tiempo limitado y luego deja de ser utilizable. Las donaciones regulares de sangre por un número suficiente de personas sanas son imprescindibles para garantizar la disponibilidad de sangre segura en el momento y el lugar en que se precise.

La sangre es el regalo más valioso que podemos ofrecer a otra persona: el regalo de la vida. La decisión de donar sangre puede salvar una vida, o incluso varias si la sangre se separa por componentes (glóbulos rojos, plaquetas y plasma), que pueden ser utilizados individualmente para pacientes con enfermedades específicas.

 

La donación de sangre es libre, voluntaria, gratuita, anónima, solidaria y responsable.

 Libre: Tú decides donar, nadie te obliga.

Voluntaria: Tú decides cuando donar, sabiendo que tu donación siempre es útil.

Gratuita: No te reporta dinero, solo la satisfacción de hacer algo útil. La sangre no puede ser tratada como una “mercancía” y por lo tanto nunca ha de ser objeto de comercio o beneficio.

Anónima: Tú no sabrás quién se va a beneficiar de tu donación, pero sí que la recibirá un ser humano que la necesita.

Solidaria: A través de ella se establece otra forma de comunicación y solidaridad entre los seres humanos.

Responsable: Es un acto de responsabilidad.

Razones para dar sangre:

-La sangre es necesaria y no se puede fabricar, sólo la sangre humana puede salvar a la persona.

-La donación altruista es una garantía para quien la recibe.

-Te solidariza con los demás y ello hará que te sientas bien.

-Es fácil, seguro y no contagia ninguna enfermedad.

-Tú o tu familia podéis necesitar algún día de la de otras personas.

-El donar en un caso urgente no soluciona la falta de sangre.

-Recuerda que la caducidad de la sangre es de 5 días para el concentrado de plaquetas y 35 días para la unidad de sangre.

Requisitos para poder donar sangre:

-Tener entre 18 y 70 años, o hasta los 60 si no se ha donado nunca.

-El peso debe ser superior a los 50 kilos.

-Tensión sistólica (la alta): deberá mantenerse entre 90 y 180 mm de Hg.

-Tensión diastólica (la baja): deberá mantenerse entre 50 y 100 mm de Hg.

-Pulso: Debe ser regular y mantenerse entre 50 y 100 pulsaciones en el momento de donar.

-Valores de la Hemoglobina para las mujeres: Deberá ser superior a 12,5 gr/litro.

-Valores de la Hemoglobina para los hombres: Deberá ser superior a 13,5 gr/litro.

-Intervalo mínimo entre dos donaciones de sangre es de dos meses.

-Los varones pueden donar 4 veces al año.

-Las mujeres pueden donar 3 veces al año.

¿Por qué hay que donar sangre?

Porque a pesar de los avances científicos y tecnológicos, la sangre humana no puede producirse artificialmente y debe proceder de la generosidad del ser humano, único capaz de fabricarla en su propio organismo.

Cómo se dona sangre:

La donación de sangre es un acto muy sencillo que dura unos minutos, sin riesgos para la salud y muy gratificante.

Para donar sangre se aconseja no estar en ayunas y dejar transcurrir unas dos horas después de una comida importante.

Cuando acudas a donar, se te medirá la tensión, el pulso y la hemoglobina. A continuación, el médico te hará unas preguntas sobre tu salud y tus hábitos de vida en los que debes contestar si o no. Es muy importante que contestes con sinceridad.

Si cumples los requisitos para donar sangre, se te acomodará en un sillón y apenas notarás un ligero “pinchacito”. La cantidad de sangre que se dona es de 450 ml y se suele tardar entre 7-10 minutos aproximadamente.

No hay razón para que notes debilidad ni ninguna otra sensación extraña, pero si así ocurriera dínoslo cuanto antes para que te prestemos una atención especial.

La cantidad de sangre extraída se recupera en unos pocos días y es compatible con una actividad normal. Si es aconsejable tomar abundantes líquidos sin alcohol y evitar el ejercicio físico intenso en las horas siguientes a la donación. Sigue los CONSEJOS PARA DESPUÉS DE LA DONACIÓN que te daremos y no tendrás ningún problema.

Aunque te encuentres perfectamente, aún debes permanecer otros 10 minutos en la “zona de refrigerio” mientras tomas algo de líquido.

Dónde se puede donar sangre:

El Centro Vasco de Transfusión y Tejidos Humanos, con la colaboración de Asociaciones de Donantes, realizan numerosas colectas por toda la geografía de la comunidad con el fin de obtener las más de 400 donaciones diarias que se precisan para cubrir las necesidades de nuestros hospitales.

Los calendarios, y puntos de donación de cada territorio pueden conseguirse en las siguientes direcciones web y teléfonos:

Página web:

http://www.donantes2punto0.eus/es/donde-donar

Teléfonos:

  • Araba: 945 00 76 27
  • Gipuzkoa: 943 31 70 91
  • Bizkaia: 944 007 141

Teléfono de información al donante (de lunes a viernes de 9 a 21h): 900 303 404

aa.jpg

Raquel Vignau

Osasun mentala lanean. Salud mental en el trabajo

Oreka mentalak ahalbidetzen dio pertsonari bere baliabide kognitibo eta afektiboak eta erlazionatzeko gaitasuna aprobetxatzea, estresari modu eraginkorrago batean aurre egitea, lan emankorrago bat gauzatzea eta komunitatearentzat ekarpen positiboa egitea.

Asaldu mental eta zerebralek eragotzi edo murriztu egiten dute emaitza horiek guztiak edo batzuk erdiesteko gaitasuna. Beste era batera esanda,asaldu horiek prebenitzeak edo tratatzeak, gizabanakoaren gaitasunaren erabateko aprobetxamendurako bidea garbitzen laguntzen du.

OME-k hainbat dokumentu landu ditu langileek izan ditzazketen arazoei zuzenduak (estresa, jazarpena…)

 Egiten dugun lana gustokoa izan arren, momentu desberdinetan, arrazoi desberdinengatik estresa izan dezakegu.

Lanean estresa jasateak, bihotzeko arazoak, depresioa, nekea… sor dezake.

Adi egon behar gara hurrengo seinaleekin: Lo egiteko arazoak, nekea, buruko mina sarritan, uradailean korapilo sentsazioa, ezegonkortasuna, tentsioa saman, izerdia, dardara, zorabioa, takikardiak , intseguritatea, umore txarra, laneko ausentismoa…

Laneko karga igotzean, ordu asko lan egitean, organizazio falta dagoenean, gure lankideekin edo nagusiarekin arazoak ditugunean, gure etorkizunarekin arduratuta gaudenea… Estresa sentitu dezakegu

Zer egin dezaket egoera horretan banago?

Hobeto antolatu, helburu errealistak ezarri, nire esku dagoena jarriko dut nire nagusiarekin lana egiteko eta arazoak konpontzeko, nire langileekin erlazio onak sustatuko ditut, lana banatuko dut, urduri banago, deskantsu txiki bat hartuko dut, denbora librea aprobetxatuko dut, opor txikik hartuko ditut, gustatzen zaizkidan gauzak egiteko denbora hartuko dut, okerroago sentitzen banaiz, laguntza eskatuko dut.

La salud mental es un estado de bienestar en el que la persona realiza sus capacidades y es capaz de hacer frente al estrés normal de la vida, de trabajar de forma productiva y de contribuir a su comunidad. Es un estado de bienestar caracterizado por sentirse bien, tener relaciones plenas y ser capaces de gestionar los problemas.

La vivencia en el trabajo es uno de los factores que determinan nuestro bienestar general. Un entorno laboral negativo puede ser el desencadenante de problemas físicos y psíquicos; de absentismo laboral; y de pérdidas de productividad.

En el Plan de acción mundial sobre la salud de los trabajadores (2008-2017) y el Plan de acción sobre salud mental (2013-2020) de la OMS se establecen los principios, los objetivos y las estrategias de aplicación pertinentes para promover la salud mental en el lugar de trabajo.

La OMS ha elaborado una serie de documentos sobre la protección de la salud de los trabajadores en los que se formulan recomendaciones para atajar problemas habituales en esta esfera, como el acoso y el estrés.

Todos somos responsables de contribuir activamente a mejorar nuestro entorno laboral, promoviendo y protegiendo la salud, la seguridad y el bienestar; reduciendo los factores de riesgo relacionados con el trabajo; y desarrollando aspectos positivos del trabajo.

Incluso a pesar de que el trabajo que realicemos nos guste, podemos sentir estrés en algún momento. Un poco de estrés nos puede motivar y puede ayudarnos a alcanzar algunos de nuestros objetivos, pero cuando este es constante, puede ocasionarnos algunos problemas de salud.

Podemos tener aptitudes necesarias para realizar nuestro trabajo y no disponer de suficientes recursos, incluso además, no recibir el apoyo necesario. Puede también que las tareas que nos asignen no se adecúen a nuestras competencias, o que la carga de trabajo sea elevada, incluso que el equipo no esté cohesionado y nos encontremos sin apoyos.

Sufrir estrés laboral puede aumentar el riesgo de presentar problemas cardíacos, depresión, problemas en el sistema inmunitario, agotamiento, dolores musculares etc.

a.jpg

Debemos estar atentos a unas señales:

  1. Problemas para dormir.
  2. Problemas estomacales y/o intestinales.
  3. Dolores de cabeza frecuentes.
  4. Fatiga.
  5. Mareos.
  6. Sudoración excesiva.
  7. Hiperventilación.
  8. Taquicardias.
  9. Contracturas y tensión muscular.
  10. Apatía. Tristeza. Descontento. Desmotivación. Irritabilidad. Inseguridad. Mal humor. Dificultad para concentrarse y tomar decisiones. Olvidos. Impaciencia.
  11. Abuso de café, alcohol, tabaco y otras sustancias.
  12. Sentimientos frecuentes de ira, o un carácter algo explosivo.
  13. Problemas en las relaciones tanto dentro como fuera del trabajo.
  14. Absentismo laboral.
  15. Alimentación menos saludable e irregular.

Podemos sentirnos estresados laboralmente cuando:

  • Aumenta la carga de trabajo.
  • Trabajamos muchas horas con pocos descansos.
  • Falta organización.
  • Tenemos problemas con nuestro jefe y/o compañeros.
  • No tenemos bien definidas nuestras funciones y/o tenemos demasiadas.
  • Tenemos un trabajo físicamente extenuante o peligroso.
  • Nos exponemos a ruidos fuertes, contaminación o químicos tóxicos.
  • No se nos permite participar en las decisiones.
  • Tenemos dificultad para conciliar la vida laboral y familiar.
  • Tenemos dificultad crecer profesionalmente.
  • Estamos preocupados por el futuro, por un tema de despidos, un cambio de puesto, etc.

Pero que puedo hacer si me encuentro en esta situación:

  • Me organizaré mejor. Comenzaré todos los días por hacer una lista de tareas pendientes, las calificaré por orden de importancia para poder resolverlas de mayor a menor.
  • Crearé un espacio ordenado, las cosas deben estar en su lugar. El cumplimiento de plazos, la puntualidad, el orden, etc. son necesarios para trabajar bien.
  • Estableceré objetivos razonables y realistas. Trabajaré con mi jefe y compañeros en el establecimiento de planes y expectativas.
  • Pondré todo de mi parte para trabajar con mi jefe y resolver el problema.
  • Estableceré y fomentaré buenas relaciones con los compañeros. Compartiré con mi entorno lo que me genera sensación de descontrol.
  • Si es posible, con la debida autorización, delegaré alguna tarea en algún compañero que tenga tiempo, ganas, capacidad y conocimiento de hacer el trabajo propuesto.
  • Cuando me sienta nervioso o algo alterado, me tomaré un pequeño descanso para ayudar a relajar mi mente. Puedo por ejemplo cerrar los ojos por unos momentos y respirar profundamente o practicar la técnica de visualización.
  • Me pondré ciertos límites con el uso del móvil y correo electrónico del trabajo, su uso puede dificultar que nos desconectemos del trabajo en los momentos de descanso y ocio.
  • Aprovecharé mi tiempo libre.
  • Me tomaré unas pequeñas vacaciones e incluso intentaré una pequeña escapada durante un fin de semana largo.
  • Reservaré un espacio durante la semana para hacer aquellas cosas que me gustan, practicar ejercicio, relajación, ir al gimnasio, al cine a ver una película, pasear por la playa, quedar con los amigos etc.
  • Y por último, puedo solicitar la ayuda de un profesional si la situación empeora.
  • “La mejor arma contra el estrés es nuestro poder de elegir un pensamiento sobre otro”

Lourdes Ochoa de Retana

 

Bihotz gutxiegitasuna zaintzeko aholkuak. Consejos para cuidar la insuficiencia cardiaca

Bihotza egoki ez dabilenean, bihotz gutxiegitasuna sortzen da. Gutxiegitasunak jotako bihotzak ezin du gorputzak behar duen odola ponpatu. Bihotz gutxiegitasunak hainbat kausa izan ditzake, prebenitu egin daieteke eta txarrera joatea edo txarrera joatea saihets daiteke.

Bihotza gutxiegitasunak jotako pertsonek oso sintoma desberdinak izan ditzazkete: kasu batzuetan bizitza normala egin dezakete, beste batzuetan aldiz nekatuta eta aire falta nabari dezakete. Likido atxikipena ere azaldu daiteke.

Aldaketak egiten baditugu eta ohitura onak hartzen baditugu, gure bizi kalitatea hobetu dezakegu, horretarako, pixkanaka asmo berri on errealistak proposatu ditzazkegu.

Bihotz gutxiegitasuna gaixotasun kronikoa da. Orain ondo egon arren, baliteke gaixotasuna areagotzea, horregatik, zeure burua zaindu eta adi ibili behar duzu alerta sintomak ahalik eta lasterren antzemateko.

Bihotz gutxiegitasuna zaintzeko hurrengo aholkuak jarraitu:

– Gatzik gabeko dieta jarraitu. 

– Dietako gantzak gutxitu.

– Behar baino gehiago pisatuz gero, pisua jaitsi.

– Otorduen bolumena gutxitu.

– Ez edan alkoholik eta erretzen baduzu, erretzeari utzi.

– Ariketa fisikoa egin.

insuficiencia-cardiaca-400px

La insuficiencia cardiaca es una enfermedad crónica que puede afectar a personas de todas las edades. El corazón tiene menos capacidad de la que debería para bombear sangre por todo el organismo y con frecuencia se pueden producir edemas por retención de líquidos. Realizando algunos cambios en nuestros hábitos se puede conseguir una mejora en la calidad de vida. Haciéndonos propósitos realistas y progresivos podemos realizar cambios estables y duraderos.

Los consejos para cuidar la insuficiencia cardiaca son:

Reducción de sal en la dieta.

Reducción de grasa en la dieta.

Reducción de peso si existe sobrepeso u obesidad.

Reducción del volumen de las comidas.

Reducción de sal

 En la insuficiencia cardiaca, la hipertensión arterial y la retención de líquidos pueden empeorar el estado de salud. Para tratarlos, un método sencillo es evitar la adición de sal en las comidas.

Aunque los alimentos contienen de forma natural sal, no todos presentan las mismas cantidades. Los alimentos preparados, como los platos precocinados, alimentos conservados en salazón, adobos, salmuera y curados, contienen más sal que frutas, hortalizas y cereales integrales. Por ello, se deben evitar los productos preparados. Si se bebe agua embotellada, es aconsejable que se beban aguas de mineralización muy débil, con menos de 5 mg de sodio por litro.

La reducción de sal no tiene por qué estar acompañada de pérdida de sabor. El uso de zumos de frutas, vinagres y especias puede aportar riqueza a los platos.

Reducción de la grasa

Para mantener una buena salud cardiovascular, una dieta saludable es imprescindible. Un exceso de grasas hidrogenadas o “trans”, grasas saturadas y colesterol, puede disminuir el flujo de sangre ya que favorece la adherencia de las grasas a las paredes de los vasos sanguíneos.

Alimentos como la margarina, alimentos preparados, la manteca, mantequilla, lácteos enteros, aperitivos y embutidos contienen altas cantidades de estas grasas poco saludables. En la medida de lo posible, es recomendable sustituir estas grasas por aceite de oliva virgen extra.

Además, métodos bajos en grasa como la cocción a vapor, al microondas, a la plancha, al horno o a la brasa ayudan a controlar la grasa que ingerimos en nuestro día a día.

Reducción de peso

El mantenimiento de un peso adecuado ayuda a mantener la salud cardiovascular.

El sobrepeso, al igual que la obesidad, es una acumulación excesiva de grasa corporal. Para diferenciar el sobrepeso de la obesidad, utilizamos el índice de masa corporal (IMC), que se calcula dividiendo el peso (en kilogramos) sobre la altura (en metros) al cuadrado. Si el resultado obtenido se encuentra entre 25 y 29,9 k/m² existe sobrepeso; si superan los 30 k/m² hablamos de obesidad.

El objetivo principal en el tratamiento del sobrepeso es establecer hábitos alimentarios y de vida saludables para alcanzar un peso razonable a partir de una pérdida de masa grasa. Además, hemos de mantener esta dieta a largo plazo, evitando carencias nutricionales. También es fundamental prevenir la ganancia de peso, es decir evitar que el sobrepeso evolucione hacia una obesidad.

Reducción del volumen de las comidas

La insuficiencia cardíaca puede ir acompañada de falta de apetito. Sin embargo, la alimentación es fundamental para mantener un adecuado estado de salud. Reducir el tamaño de las porciones y aumentar el número de comidas al día es una estrategia muy útil para asegurar una buena cantidad de nutrientes cuando no hay hambre.

Otros consejos

Estos consejos deben acompañarse de otros hábitos de vida saludables como son:

Evitar el consumo de alcohol y de tabaco.

Mantenerse activo realizando ejercicio físico según las recomendaciones y limitaciones indicadas por el médico.

En el siguiente enlace (Dieta_insuficiencia_cardiaca) podeis ver un ejemplo de una dieta específica para la insuficiencia cardíaca.

Jose Cepero

Gaindituta edo botika gehiegirekin? ¿Sobrepasados o sobremedicados?

Aste honetan Gipuzkoako aldizkari batean argitaratu den berri bati buruz hitz egin nahi dizuet.

Lehen arretan lan karga askorekin gaude, pertsona gazteak ikusteaz gain, gaixo kronikoei ere denbora asko esekini behar diegu. Gauza guztiak lehenbailehen nahi dituen belaunaldi baten aurean gaude. Askotan osasun baliabideak eguneroko bizitzan sortzen diren arazoak….

Bizitzako egoera desberdinei (dolua, langabezia, banaketak…) aurre egin behar diegu, eta kasu askotan ez ditugu botikak behar.

Erizaionk pixkanaka pazienteak hezitzen ari gara prozesu desberdinetan: katarroak, beherakoak, eztarriko mina… gaixotasun arin hauek, gomendio txiki batzuk jarraituz, ia ezer egin behar gabe sendatzen dira.

Gure sendagileak geroz eta botika gehiago ematen badizkigu, ez da sendagile hobea. Agian botikak ez preskibatzeko unea da…

Dice esta semana en sus páginas un conocido diario guipuzkoano en su entrevista al Presidente del Colegio de Farmacéuticos de esta provincia, y cito literalmente, que ” la atención primaria está muy tensionada y la única solución pasa por la hiperprescripción de medicamentos“.

Desde el grupo de blogueros que cada semana os acercamos nuestro post nos ha parecido importante compartir con todos los que nos seguís, esta noticia. Para los que desempeñamos un rol sanitario en nuestra Organización, ya seamos médicos o enfermeras, esto no es algo nuevo. Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: