Arazo bat dugu obesitatearekin. Obesidad… tenemos un problema

Aurrekoan diabetesari buruzko bilera batean egon nintzen, baina gaurkoan ez dizuet gaixotasun kroniko honi buruz hitz egingo, obesitateari buruz baizik. Obesitatea, gaixotasun desberdin asko edukitzeko arrisku faktore garrantzitsu bat da.

Espainian 27 milio personek dute gehiegizko pisua, jada epidemia batean bilakatu da, baina nola iritsi gara honaino? Janari azkarrak errudun nagusiak direla pentsa dezakegu, baina zer gertatu da ohiko sukaldaritzarekin?

Gaur egun geroz eta presa gehiago dugu, ez dugu behar bezala gosaltzen, dena lehenbailehen nahi dugu eta horrek elikatzeko erari ere eragiten dio. Geroz eta janari prozesatu gehiago jaten ditugu (normaltzat hartzen dugu elikagai horiek kontsumitzea) eta elikagai osasuntsuenak alde batera lagatzen ditugu.

Aurrekoan Faustok esaten zigun bezala, azukrea ere leku guztietan dago, eta etxeko txikienak geroz eta azukre gehiago kontsumitzen dute.

Horrez gain, azukre, gantz eta kaloria baxuak dituzten hamaika produktu saltzen dizkigute. Kaleetako edo ospitaleetako makinetan ere elikagai prozesatu ugari bila ditzazkegu.

Zer egin dezakegu hau gelditzeko? Zein da gure ardura?

Estos días atrás he podido asistir por trabajo a un lugar de encuentro donde el protagonista era la Diabetes. No vengo hoy aquí desde este espacio que me brinda este blog a hablaros una vez más de esta enfermedad crónica, pero sí a invitaros a reflexionar acerca del fenómeno de la obesidad, que sí es un factor de riesgo para padecerla, como de otras enfermedades.

Cuando vemos en pantalla datos en número de obesidad no podemos por menos que asustarnos. En estos momentos España cuenta con más de 27 millones de ciudadanos que tiene sobrepeso o bien obesidad. Hablamos por tanto de datos de epidemia. Impresionante, ¿ verdad?. Uno se pregunta en qué momento hemos llegado a esta situación actual. Más de uno podría pensar que la culpa de todo la tienen los americanos con su moda “fast food“.  Tan sólo podemos pararnos a pensar qué ha pasado con la cocina tradicional, el tiempo alrededor de una mesa, el respeto a la comida cocinada con cariño….. etc.

Vivimos en un mundo de prisas, en el que no dedicamos espacio en muchos casos ni a un desayuno sano y equilibrado. La inmediatez en todo lo que nos rodea también la hemos trasladado a la forma de alimentarnos, haciendo que alimentos procesados, envasados sustituyan a otros más saludables. Lo peor de todo a mi entender es que lo estamos haciendo de una forma consciente y en la que hemos normalizado llenar la bolsa de basura de nuestros hogares con plásticos y envases de alimentos.

Decía mi compañero Fausto en su post anterior que el azúcar se encuentra en todos lados, como un invasor incansable e invencible que nos tienta a cada momento. Nuestros más pequeños comen chucherías sin descanso, y preferimos darles un zumo de brick con cantidades ingentes de azúcar en su composición que una pieza de fruta.

Si además hablamos de las bondades publicitarias de alimentos que nos venden como bajos en calorías, azúcares, grasas…. parece que el supermercado se convierta en nuestro primer enemigo, con sus estanterías repletas de alimentos cada vez más procesados.

Asistimos a una licencia total en la existencia de máquinas de “vending” en cuyo interior las galletas, gominolas, chocolatinas, snacks, bebidas edulcoradas campas a sus anchas. Y cuando ya encontramos este tipo de máquinas expendedoras en nuestros hospitales la situación se vuelve como mínimo rocambolesca.

¿Deberíamos exigir a nuestros gobernantes leyes que regularizasen la dispensación de este tipo de productos?

¿Qué podemos hacer para intentar parar este tren que amenaza con arrollarnos?

¿Dónde está nuestra responsabilidad una vez más para gestionar de forma adecuada lo que nos llevamos a la boca?

Me gustaría despedirme con esta hermosa frase:

“A veces sentimos que lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltase una gota” (Madre Teresa de Calcuta)

a.jpg

Izaskun Antúnez

 

Lortu daiteke. Se puede conseguir

Gaixotasun kronikoren bat dugunok edo gaixotasunik ez izan arren, kontrol desberdinak egiten ditugu gure egoera zein den eta hobetu ditzazkegun alderdiak jakiteko.

Ongizate bat izateko, sendagileek egiten dizkiguten azterketez gain, ariketa fisikoa eta osasun mentala ere kontuan izan behar ditugu

Neurtzen ez badugu, ez dakigu nola gauden, baina nola neurtu daiteke persona baten egoera psikologikoa? Gure sintomak ulertu behar ditugu eta gure ingurukoei entzun. Psikologo baten laguntzaren beharra dugula edo onuragarria dela esaten badigute, kaso egin behar diegu.

Askotan, arazoak bakarrik gainditu ditzazkegula pentsatu dezakegu, baina bakarrik egitea zaila da eta kasu batzuetan ez dugu lortzen.

Nik entrenamendu talde batean eman nuen izena eta profesional batek laguntzen zidan. Grafikoan ikus dezakezuen bezala, hobetzen joan naiz.

Zuk ere ahal duzu, laguntza behar baduzu, zure ingurura begiratu eta laguntza eskatu.

Dicen en calidad que “lo que no se mide, no mejora”.

Las personas que tenemos algún tipo de enfermedad crónica (también las personas sin ningún tipo de enfermedad conocida) tenemos que realizarnos periódicamente controles para conocer en qué situación estamos para conocer si tenemos que hacer algo para corregir o mejorar una situación.

Hoy no voy a hablar de controles médicos, sino de otros tipos de indicadores.

Las personas somos un conjunto de sistemas que deben de funcionar todos conjuntamente y de manera armonizada para que todo vaya bien.

Una persona diabética debe de tener un control específico de sus constantes metabólicas que normalmente corresponde controlarse por ella misma y periódicamente por la profesional correspondiente (las enfermeras en el sistema Vasco de salud) y los médicos (de familia y/o endocrinos) que deben interpretar los resultados.

Esto sólo es una parte de nuestro bienestar, hay otros dos factores que, a veces, no tenemos en cuenta y podemos descuidar: uno es la actividad física y otro es la salud mental (cómo llevas la gestión de tu mente).

Como en todos los casos, si no medimos, no podemos saber cómo estamos. Cómo se mide el estado psíquico de una persona? Hay que aprender o bien a interpretar los síntomas o escuchar a nuestro entorno cuando con cariño alguien te dice “se te ha ocurrido que un psicólogo/psicóloga puede ayudarte”?. Ese es el indicador. Hazle caso, detrás de esa ayuda hay una profesional que te va a ayudar a realizar el diagnóstico, el control y a poner los medios para corregir lo que está mal.

Todas pensamos “es un bache”, saldré.

Es más difícil hacerlo sola y no siempre se consigue sin ayuda.

Para eso decidí apuntarme a un equipo de entrenamiento, para tener un profesional que me ayude y controle y un grupo de gente en el que nos apoyamos y motivamos.

Y, como todo, lo que no se controla, no se puede mejorar, llevo controlando mi nivel de estado físico desde el 1 de enero de 2017:

La gráfica muestra mi estado de “fitness” con un valor numérico en función de mis niveles de actividad, velocidad, esfuerzo, distancia …

Empezamos de cero y poco a poco fuimos subiendo. Los puntos rojos se corresponden con carreras en las que he participado. Tener como objetivo participar en una carrera no significa competir con nadie más que contigo mismo. Es el una motivación adicional para prepararla y luego disfrutarla y a poder ser en compañía.

En la gráfica se puede ver cómo el año 2018 para abril alcancé mi punto óptimo, donde conseguí hacer mi primera media maratón con mi equipo. Mantuve ese nivel en torno a 60 hasta Julio más o menos que con el calor bajamos un poco el nivel de actividad. En septiembre volvemos a subir normalmente pero las cosas en el trabajo no iban bien y ese otro factor (la cabeza) se nota. Eso me hizo bajar mi estado hasta el n valor de 50 más o menos, pero aún así, conseguí por primera vez en mi vida hacer la Behobia con mi equipo.

Las cosas fueron a peor en el trabajo y con ello, todo lo demás, como veis en la curva “bajamos a los infiernos”. Luego toca levantarse, recomponiendo las piezas del puzzle hasta llegar a la situación actual, en torno a 40.

También, además de medir hay que marcar objetivos para luchar por ellos, este año, de acuerdo con el entrenador mi objetivo es volver a estar en torno a 50 y volver a disfrutar de la Behobia con mi equipo. Ya estamos luchando cada día por ello. Alimentación, nutrición controlada, apoyo de mi familia, entrenador, equipo, psicóloga, fisio, … y sobre todo tratándome a mí mismo como un todo. Todo tiene que funcionar bien como un reloj, si no lo haces tú, no lo hace nadie por ti, pero con ayuda es más fácil.

Espero que te sirva, a mi me funciona, anímate, tú también puedes, y si necesitas ayuda, aquí estamos, mira a tu alrededor y pide ayuda, es bueno para ti.

image1

Venan Llona @vllona

 

Helburu errealistak mesedez. Los objetivos, realistas por favor.

Aurreko batean atentzioa eman zidan jatetxe batean gizon batek alkoholez lagundutako jatordu oparoa egin ondoren, bukatzeko, sakarina infusioa hartu zuenean.

Gaur egun bizi garen gizartean, hamaika prokutu “light”, ekologiko, gluten edo laktosa gabekoak, bila ditzazkegu baina obesitate maila kezkagarria da, baita haurretan ere.

Produktu “osasuntsuak” edozein tokitan bila ditzazkegu (kasu batzuetan ez dira hain osasuntsuak, nahiz eta beraiek horrela adierazi). Ezin dugu egun batean jatortu ugari bat egin eta hurrengo egunean otordu osasuntsu batekin orekatu.

Ikerketa desberdinen arabera, ondo jatea baino garrantzitsuagoa da gaizki jateari uztea. Hau da, primeran dago entsalada bat jatea, baina ez ezazu hanburgesa eta patata prejituekin jan.

Garrantzitsuena gaizki jateari uztea da, eta hain osasuntsuak ez diren elikagaiak nohizean behin bakarrik jatea.

Ariketa fisikoa egitean, pixkanaka hasi, eta helburu errealistak proposatu. Hobeto da pixkanaka hastea, eta jarraipen bat izatea.

Beraz, ohitura osasuntsuak eta bete ditzazkegun helburuak ezarri.

Aunque reconozco que no soy muy aficionado al fútbol, suelo recurrir a menudo a una frase que he escuchado muchas veces a mi padre y que dijo el genial Di Stéfano al portero del Valencia, equipo que entrenó el genial argentino:

“No te pido que atajes las que vayan dentro, pero por lo menos no te metas las que vayan fuera”. La ingeniosa frase me ha venido a la memoria y me ha hecho sonreír al ver, por enésima vez, en un restaurante a un orondo señor que, tras ponerse las botas con una copiosísima comida bien regada con abundante alcohol, terminaba la comida con una infusión, no demasiado sabrosa – por la cara que ponía el comensal – y por supuesto, con sacarina en vez de con azúcar.

Estamos en una sociedad invadida por productos light, bajos en calorías, de producción ecológica, productos sin lactosa, productos sin gluten y un largo etcétera. Existe una verdadera concienciación por la alimentación y por la repercusión que ésta tiene sobre nuestra salud. Lo cual desde luego, resulta muy positivo. Existen además potentes corrientes que apuestan por dietas vegetarianas e incluso veganas. Podéis encontrar en internet multitud de recetarios de comida saludable.

Y sin embargo, existen algunos índices alarmantes de obesidad tanto en España como en el resto de países desarrollados que han ido creciendo paulatinamente en las últimas décadas. Esos índices están creciendo también en la población infantil, lo cual resulta más que preocupante.

¿Cómo se explica entonces esta paradoja? Desde mi punto de vista, la paradoja no es tal si analizamos las costumbres alimenticias del ciudadano medio. Es cierto que tenemos a nuestra disposición esos productos “sanos” (que no siempre lo son, a pesar de que así los publiciten; esa es una cuestión que trataremos en otro post) y que si nos los ofrecen es porque se venden. Es cierto también que muchas familias están concienciadas sobre este tema.

Pero no es menos cierto que no podemos compensar comidas poco saludables con comidas saludables. No sirve atiborrarnos un día para al día siguiente calmar nuestra conciencia con alimentos “sanos”.

Existen interesantes estudios que demuestran que es más importante dejar de comer mal que intentar comer bien. Me explico. Es fantástico comer más ensalada, cierto. Pero no la acompañes de una grasienta hamburguesa con patatas fritas y mayonesa. Es genial incrementar el consumo de fruta por las mañanas. Pero te hace mucho más daño comer bollería industrial por las tardes.  Es decir, no nos obsesionemos comiendo sano, centrémonos mejor en intentar dejar de comer insano. ¿Qué os propongo por lo tanto?

Dejad de comer mal. Desterrad, o consumid sólo de manera puntual, alimentos procesados. Disminuid el consumo de azúcar ¡¡está por todos los lados!!. Evitad las bebidas carbonatadas. El alcohol, con moderación. Y si no lo tomas, mejor. Las grasas malas tampoco las queremos en nuestro día a día. Reducid en vuestra cesta de la compra alimentos envasados.

En definitiva, no os obsesionéis exigiéndoos unos objetivos alimenticios difíciles de cumplir y que, en todo caso, no compensan la ingesta de otros muchos alimentos que están en nuestro día a día, que son muy poco recomendables, y que tienen mucho más efecto en nuestra salud que los primeros.

a.jpg

Y con esta misma argumentación, permitidme que la traslade a otro aspecto de nuestra salud en el que también veo frecuentemente esos objetivos inalcanzables de los que hablábamos anteriormente: me refiero al ejercicio físico.

Pongamos otro caso real: un compañero mío de trabajo, muy poco dado a realizar actividades físicas, y con una notable obesidad, comenzó hace unos días a acudir al trabajo caminando. Parecía una buena idea. Sin embargo, la distancia desde su casa hasta la oficina es de …¡¡ 9 kilómetros!!, es decir hora y media de recorrido a buen paso. Y otro tanto para volver, por supuesto.

¿Sabéis cuántas veces lo hizo? Tan sólo tres. Al cuarto día volvió a utilizar el coche que, eso sí, sigue aparcando sobre la acera bajo la oficina para andar menos. Su flamante objetivo se ha quedado en agua de borrajas.

El otro día, hablando con él, le proponía: ¿por qué no vienes en transporte público, que te va a obligar a andar apenas quince minutos y así haces algo de ejercicio? ¿Por qué no subes las escaleras andando (un par de pisos) en vez de utilizar el ascensor? ¿Por qué no te propones caminar un rato tras tu jornada laboral para visitar a tu hija, en vez de utilizar el coche para todo?

Como veis, en nuestra vida tendemos en ocasiones a establecer metas muy poco realistas sobre nuestra salud que, dada su dificultad para ser alcanzadas, no superan el límite de las buenas intenciones.

Creo que es mejor fijar unos buenos hábitos de vida, por modestos que nos parezcan, que proponernos metas poco factibles que al final no cumplimos y que nos dejan además una cierta sensación de haber fracasado.

Termino citando al gran filósofo José Antonio Marina:

“Inteligencia es la capacidad de dirigir bien el comportamiento, eligiendo las metas, aprovechando la información y regulando las emociones.”

Fausto Sagarzazu

 

 

 

Eman ezazu hezur muina. Donación y transplante de médula ósea progenitores hematopoyéticos

18 eta 40 urte bitartean badituzu eta osasuntsu bazaude, hezur muinaren emaile izan zaitezke eta bizitza bat salba dezakezu. Jarrai itzazu irakurtzen informazio gehiago lortzeko. 

La médula ósea es un tejido indispensable para la vida ya que en él se fabrican las células madre (también llamadas progenitores hematopoyéticos), capaces de producir todas las células de la sangre y del sistema inmunitario como son los glóbulos blancos, los glóbulos rojos y las plaquetas.

Muchas enfermedades son consecuencia de una producción excesiva, insuficiente o anómala de una determinada célula derivada de la célula madre. El trasplante de médula ósea permite su curación al sustituir estas células defectuosas por otras normales procedentes de un donante sano. En muchas de estas enfermedades el trasplante es la única opción terapéutica curativa.

Las células madre pueden obtenerse de la médula ósea, de la sangre circulante (sangre periférica) y de la sangre de cordón umbilical. Por ello, los trasplantes pueden ser de médula ósea, de sangre periférica, o de sangre de cordón. Por ello, cuando se habla del trasplante en general, se emplea el término trasplante de progenitores hematopoyéticos.

Para realizar un trasplante de médula con éxito, es necesario disponer de una donante compatible con el enfermo.

Debido a las leyes de la herencia, la probabilidad de que un hermano sea compatible con otro es del 30%, y la de encontrar un familiar que lo sea tan solo de un 5%.

Cuando un enfermo que requiere un trasplante, no tiene un donante familiar compatible, se inicia la búsqueda de un donante voluntario no emparentado que sea compatible.

Las búsquedas de donantes, se realizan a través de los registros mundiales de donantes voluntarios. Siendo el REDMO, el Registro Español de Donantes de Médula Ósea.

¿Quién puede ser donante?

Se puede ser donante voluntario de progenitores hematopoyéticos cualquier persona con buena salud que no haya padecido ninguna enfermedad grave o transmisible y con una edad comprendida entre los 18 y 40 años.

La donación de médula ósea/ progenitores hematopoyéticos, es una acto anónimo, voluntario y altruista. La donación es universal, es decir para aquella persona que pueda necesitarla en cualquier parte del mundo.
La extracción de las células madre necesarias para realizar el trasplante se puede realizar de dos formas diferentes:

Donación de médula ósea:

Consiste en la extracción de una cantidad de médula ósea por punciones aspirativas, realizadas en la cresta ilíaca; este proceso se realiza bajo anestesia general o epidural. Se precisa un ingreso de 24 horas en el Hospital.

Donación de progenitores hematopoyéticos de sangre periférica:

Se administra al donante una medicación inyectable, de forma ambulatoria, durante los 4-5 días anteriores a la donación. La extracción no requiere ingreso hospitalario, se realiza en una o dos sesiones mediante una técnica que se denomina aféresis.

¿Cómo hacerse donante?

Osakidetza tiene un procedimiento establecido para hacerse donante.

Hay unos teléfonos de contacto en los que se recogen los datos de la persona que ha solicitado la información. En un segundo paso, se envía información completa y detallada sobre la donación y el proceso a seguir (por correo electrónico o por correo postal).

Una vez recibida la información si sigue estando interesado, llamará a los teléfonos indicados para solicitar cita para una entrevista personal con un profesional sanitario experto. La entrevista es muy importante pues en ella se aclaran las dudas del posible donante sobre el procedimiento de donación.

Si se está de acuerdo y se firma el consentimiento informado, se lleva a cabo una analítica para determinar la matrícula inmunológica e incorporar los datos a los Registros Internacionales y ponerlos a disposición de cualquier paciente que lo precise en cualquier lugar del mundo.

La extracción de progenitores hematopoyéticos se realizará solo en caso de que algún enfermo en el mundo sea compatible con usted.

Los teléfonos de información son los siguientes:
Coordinación Trasplante Gipuzkoa: 943 00 70 00
Coordinación Trasplante Araba: 945 00 62 91
Coordinación Trasplante Bizkaia: 944 03 36 01
Centro Vasco de Trasfusiones y Tejidos: 900 30 34 04

Para terminar, os dejo un vídeo informativo realizado por la Fundación Josep Carreras (gestiona el registro de donantes de médula ósea en España) que explica con detenimiento el proceso de la donación de médula ósea.

Screenshot_20190528-222632_Samsung Internet

Raquel Vignau

Iktusa. Ictus

2018. urtean Euskadin 6.200 ingresu eta 1.100 hildako egon ziren iktusen erruz.

Iktusa garuneko arteria bat, bat batean ixten denean sortzen da, eta iktus iskemikoa esaten zaio.

Iktusak iskemiak eraginda (tronboek edo enboloek) edo odoljario batengatik izan daitezke.

Iktus iskemikoa ohikoena da eta tronbosi ere deitzen zaio, arteria buxutzen duen koagulua buxaduraren lekuan gertatzen denean, edo enbolia, koagulua organismoaren beste leku batetik iristen denean, zirkulazio sistemaren bidez.

Iktusa odoljario batek eragida bada, larriagoa izaten da.

Garuneko hodietako gaixotasunek persona nagusiei eragin ohi diote, baina gazteetan ere ager daitezke. Arrisku faktoreak aldagarriak izan daitezke ala ez, haietan eragiteko ditugun aukeren arabera. Aldatu ezin diren arrisku faktoreen artean:

– Adina: 60 urtetik aurrera, asko handitzen da iktus bat izateko arriskua.

– Sexua: Ohikoagoa da gizonetan.

– Iktusa izan duten senitartekoak izatea.

– Arraza: Eragin handiago du beltzen populazioan.

– Lehenago iktus bat edo istripu iskemiko iragankor bat jasateak.

Arrisku faktore aldagarrietn artean, iktusa agertzeko probabilitatea prebenitzeko edo gutxitzeko alda ditzazkegun faktoreen artean, hauek aipatu ditzazkegu: Hipertentsioa, fibrilazio aurikularra, diabetes mellitusa, tabakoa, alkohola, bizimodu sedentarioa ...

Iktusaren ezaugarri nagusia da sintomak bat-batean agertzen direla. Hauetako edozein izan daiteke: 

  • Hizketarako gaitasuna galtzea edo hitz egiteko zailtasuna izatea. Gauzak adierazteko eta/edo besteei ulertzeko zailtasuna.
  • Gorputzaren edo aurpegiaren alde bateko sentikortasuna ahultzea eta/edo aldatzea.
  • Begi bateko edo bietako ikusmena erabat edo partzialki eta bat-batean galtzea, edo ikusmen bikoitza izatea.
  • Ezegonkortasuna edo desoreka eta ibiltzeko ezintasuna izatea.
  • Ohikoa ez den buruko min handia eta bat-batekoa izatea.

Adierazitako sintomaren bat agertzen bada: 

  • 112ra deitu lehenbailehen.
  • Anbulantzia atzeratu egin daitekeela ikusiz gero, ospitalera joan berehala.
  • Sintomak zer ordutan hasi ziren gogoratu. 

En 2018 en Euskadi hubo 6.200 ingresos y 1.100 muertos por ictus.

El ictus es consecuencia de la interrupción súbita del flujo sanguíneo a una parte del cerebro (ictus isquémico), o de la rotura de una arteria o vena cerebral (ictus hemorrágico).

El ictus isquémico es el más frecuente, se produce una disminución importante del flujo sanguíneo que recibe una parte del cerebro, debido a la obstrucción de una arteria ocasionada por un trombo o un coágulo.

El ictus hemorrágico aunque es menos frecuente suele producir un ictus de mayor gravedad. Se produce por la rotura de una arteria cerebral que encharca una zona del cerebro, anulando su función.

En la aparición del ictus influyen una serie de circunstancias que denominamos factores de riesgo. Los factores de riesgo pueden ser modificables o no, en función de las posibilidades que tenemos de actuar sobre ellos.

  • La edad. El riesgo de sufrir un ictus aumenta con la edad, tres cuartas partes de los ictus se producen en mayores de 65 años, y a partir de esta edad cada década, el riesgo se duplica. El riesgo asociado a la edad se vincula a la acción de otros factores como el tabaquismo, la hipertensión o la arteriosclerosis.
  • El sexo. Es más frecuente en hombres sin embargo la mortalidad es mayor en mujeres. Hay mayor número de mujeres que hombres en edades avanzadas de la vida en las que el ictus incide con mayor severidad.
  • Antecedentes familiares. El riesgo es mayor en personas que sus progenitores o hermanos, han sufrido un ictus u otras enfermedades vasculares en edades tempranas.
  • Ictus recurrente. El riesgo aumenta si ya se ha sufrido uno previamente.
  • La etnia. Se describe mayor incidencia en la población negra.
  • El sedentarismo. Mantenerse activo, independientemente de la edad, reduce hasta un 30% la mortalidad por ictus.
  • La alimentación. El consumo de grasas y un consumo excesivo de azúcares refinados además de favorecer la obesidad, deterioran las paredes de las arterias. Y un consumo en exceso de sal contribuye a la hipertensión arterial.
  • El tabaquismo. El tabaco favorece la arteriosclerosis, enfermedad que provoca la pérdida de elasticidad de las arterias y su progresiva obstrucción, a la vez que contribuye a aumentar las cifras de tensión arterial.
  • Consumo de alcohol y drogas. El alcohol aumenta el riesgo de sufrir un ictus tanto de tipo isquémico como hemorrágico. En personas jóvenes las drogas ilegales constituyen una de las principales causas de ictus.
  • El estrés emocional. Tanto el estrés agudo como el crónico aumentan el riesgo de sufrir un ictus.
  • La hipertensión arterial. Es el factor de riesgo más importante. El riesgo se incrementa tanto si está elevada la tensión arterial sistólica (máxima) como la diastólica (mínima). Cifras superiores a 140/80 deben ser vigiladas por el médico. El riesgo de ictus es entre tres y cinco veces superior entre Las personas con elevada tensión arterial.
  • La diabetes. Los niveles elevados de glucosa en sangre deterioran los vasos sanguíneos y producen problemas en muchos órganos. Las personas con diabetes que siguen un adecuado control de su enfermedad tienen menos probabilidades de sufrir un ictus que los que no lo hacen.
  • Niveles de colesterol y triglicéridos elevados en sangre. El problema principal derivado es el desarrollo de la arteriosclerosis.
  • Enfermedades del corazón. Es en el corazón donde se forman los coágulos que acabarán impactando en las arterias cerebrales. La fibrilación auricular es la causante de dos de cada diez ictus isquémicos, es el trastorno cardiaco más frecuente que contribuye a la formación de trombos.
  • La obesidad. Si tenemos sobrepeso tenemos mucho más riesgo de tener hipertensión, diabetes o desarrollar enfermedades cardiacas, por lo que aumentan los factores de riesgo.
  • Tratamientos con anticonceptivos orales.

Identificar rápidamente los síntomas permitirá abordar con urgencia el tratamiento, y aumentará la probabilidad de recuperación.

Los síntomas clave son:

  1. Pérdida de fuerza o debilidad, adormecimiento, hormigueo o entumecimiento en un lado del cuerpo (cara, brazo y pierna, no siempre de forma completa).
  2. Confusión, dificultades para hablar o entender el lenguaje.
  3. Dificultad para la visión con uno o ambos ojos.
  4. Pérdida del equilibrio, dificultad para caminar o mareo asociadas a alguno de los síntomas anteriores.
  5. Brusco e intenso dolor de cabeza de causa desconocida.

a                                    

¿Y cómo debemos actuar?

Ante uno de los 5 síntomas anteriores, la persona afectada, acompañante, o quien le esté prestando ayuda en ese momento, deberá llamar al 112, aquí le darán las pautas a seguir, recabando toda la información necesaria para determinar el diagnóstico y el momento exacto del comienzo de los síntomas.

Si se mantiene la sospecha de que se trata de un ictus, se procederá a activar el Código Ictus, estrategia de actuación para acortar los tiempos de traslado al hospital, diagnóstico y tratamiento.

El código ictus persigue llegar rápidamente al hospital y poder aplicar cuanto antes el tratamiento indicado. Ya en el hospital, se llevará a cabo el tratamiento adecuado, ya que se disponen de diversos tratamientos de reperfusión arterial que permiten disolver o extraer los trombos o coágulos de sangre, posibilitando la restauración del flujo circulatorio en el cerebro.

Objetivos asistenciales durante la estancia en el hospital:

  • Asegurar una atención especializada en las primeras horas del ictus.
  • Conseguir la realización de todas las pruebas diagnósticas necesarias durante las primeras 72 horas.
  • Iniciar precozmente la rehabilitación.
  • Evaluar la necesidad de rehabilitación y decidir el plan de continuidad de cuidados tras el alta. La familia, con la ayuda de los profesionales del equipo de ictus, prepararán la vuelta al domicilio.

Lourdes Ochoa de Retana

Eskerrik asko. Gracias

Batzuetan, irudi batek, hamaika hitzek baino gehiago balio du, bestetan, eskerrik asko bezalako hitz bat nahikoa izaten da. Batzuetan, hitzak soberan daude, bestetan mila hitzekin eta irudirekin ezin duzu sentimentu edo ideia bat deskribatu. Eskerrak ematea bezalako ohiturak ahaztu egiten dira askotan, baina ematean primeran sentitzen gara.

Nire izena Nieves da, eta 24 urte daramatzat Osakidetzan lana egiten. Ez naiz sanitarioa, baina blog honetan idaztea proposatu zidatenean ilusioa eta ustekabea izan ziren nire lehenengo erreakzioak. Zalantzen askoren ondoren: Zertaz idatzi dezaket? Nondik hasiko naiz? Ezin dut hasi eskerrak eman gabe.

Eskerrak gurasoei, lagun bati, familiako norbaiti, maitasuna eman digutenei, zaitu gaituenari, mila esker jasotako maitasunarengatik.

Zaila da gure inguruan ditugun pertsona berezi guztiak ohoratzea.

Eskerrak ematen ditudan bitartean, barkamena ere eskatu beharra dut dena ondo egiten ez dudalako.  Nire gabeziak hobetzen saiatuko naiz.

Paziente Biziari eskerrak eman nahi dizkiot aukera hau emateagatik. Eskerrik asko inguratzen nauten denei beraien maitasuna eta euskarriagatik, bereziki nire amatxo maiteari eta Javiri.

A veces, puede que una imagen valga más que mil palabras y a veces puede que con una palabra sea suficiente, como Gracias. A veces, sobran las palabras y a veces, ni con una imagen, ni con un millón de palabras puedes expresar lo que quieres o te resulta imposible acercarte a describir un sentimiento, una idea. A veces, las palabras se las lleva el viento. A veces, vale más un beso, un abrazo, una mirada, una canción, un gesto. A veces, nada vale y a veces todo vale. A veces, olvidamos dar las gracias, a veces las buenas costumbres se pierden y es tan saludable y sienta tan bien dar las gracias. ¿Dónde está el tutorial para dar las gracias?

Mi nombre es Nieves y llevo trabajando en Osakidetza 24 años, casi. Pertenezco a una parte del personal del sistema sanitario que llaman “no sanitario”. Sin embargo siendo no sanitaria me han propuesto escribir en este blog y mi primera reacción ha sido de enorme ilusión, además de sorpresa. Luego me han venido las dudas, las inseguridades, los miedos porque me preguntaba sin cesar, qué podía aportar yo a un blog sanitario, sin ninguna enfermedad relevante y ni siquiera haber iniciado aún el curso de monitora de paciente activo. De qué podía hablar que fuera medianamente interesante y además relacionado con la salud, ¿por dónde empezar?, ¿cómo expresar lo que quiero?, ¿cómo ser cercana, eficaz, actual y concisa?, ¿quién soy yo para decir nada?, ¿cómo voy a contar yo mi vida?, desde el respeto, desde la experiencia, desde la profesionalidad, desde la humildad, desde el corazón. Pero todo se andará (o no) porque enseguida me di cuenta que no podía empezar, ni seguir si primero no daba las gracias.

No estoy escribiendo ni mucho menos un libro, no he ganado nada, ni dado ninguna charla para que aquí en medio de un blog sobre salud dé las gracias públicamente. No tenía sentido, pero necesitaba dar las GRACIAS. Gracias que seguro tendría que dar más a menudo y en la intimidad y por supuesto que demostrar en el día a día y con hechos que soy verdaderamente agradecida y que ahora también me toca a mí… corresponder, sin tantas palabras.

Es un gracias a mis padres, a mi madre, a cada una de las personas que están en nuestras vidas, puede ser un familiar, tu pareja o un amig@, alguien. Esa persona a la que le debemos lo que somos, nos ha cuidado, nos ha dado su cariño, ha hecho más de lo que podía, o simplemente ha estado ahí. Con abnegación, con esfuerzo, con valentía, con instinto, acaso sin querer, sin apenas medios económicos porque no todo se hace con dinero, con su corazón. Nos ha cuidado, educado, sanado, salvado… amor sin condiciones. Gracias por el amor recibido.

Cómo se puede honrar a cada una de esas personas especiales que tenemos a nuestro lado, lo que nos dan y hacen por nosotros, a todos los que sin ellos no estaríamos aquí. Cómo expresar la gratitud infinita y nuestro amor por ella@s. Me gustaría que el mismo Don. Cervantes o todo un premio nobel de literatura pudiera escribir la mejor carta para ell@s. Cuántas vidas anónimas, cuántos héroes, cuánta dedicación silenciosa, cuánto ejemplo al que debemos dar las gracias. Sin duda, habrá cartas personales o púbicas extraordinarias y maravillosas, pero yo no me siento capaz aunque sueñe con aproximarme a alguna de ellas. Como sueño con acercarme a ser la persona que ella ha sido para mí. Ni una deuda, ni una obligación sino un placer, un honor inmenso ser su hija. Gracias a ella.

Habrá personas que se han hecho a sí mismos, contra viento y marea y no crean que haya que dar las gracias a nadie ni a nada. Tal vez entonces, gracias a la vida. Gracias a quien nosotros más queramos.

A la vez que doy gracias debo pedir perdón porque ahora que me toca a mí seguro que no lo hago todo lo bien que me gustaría y que ella se merece, nunca nada será suficiente. Me cuesta tener su paciencia, su capacidad de resignación, de lucha, su fuerza y su esfuerzo, su calma, su valor, su humildad, su amor, pero os pongo a vosotros de testigos de que lo haré. La cuidaré. No puedo desfallecer, no puedo fracasar, no puedo olvidar y perdón, perdón por mi cobardía, por mi egoísmo, por mi falta de valor. Tantas carencias y tantos defectos que espero poder superar. Dar las gracias y pedir perdón también cura y es muy saludable, además de ser justo en un mundo tan injusto.

Tengo que dar las gracias a Paciente Activo por darme esta oportunidad. Sobre todo GRACIAS a todos los que me rodean y me dan su cariño, su apoyo y comparten o han compartido su vida conmigo. Gracias en especial a mi amada Amatxo y por supuesto también a Javi. Sin ellos no podría.

(Es de bien nacidos ser agradecidos. Espero no suene vanidoso y sí muy de corazón, yo que tengo el corazón partido y la lágrima en carne viva. Un abrazo, un saludo y un gracias bloggero así como sincero para todos).

a

Nieves Lajo

 

 

 

 

 

 

 

 

Ardura hartzen.Tomando responsabilidad

Sendagilearen kontsutaren zain zaudenean, egin beharreko gauza guztietaz gogoratzen zara baina kontsultara sartzean dena aldatzen da.

Gaixotasun kronikoa entzutean, zure bizitza amaitu dela pentsatzen duzu. Sendagileekin kontsulta gehiago eduki beharra, medikazioa hartu beharra, ohituren aldaketak, elikaduran aldaketak…

Sendagilean fidatzen gara eta bere aholkuak jarraitzen ditugu, baina pazienteok ere asko porturatu dezakegu. Gaixotasunari buruz informazio gehiago lortu dezakegu, osasun profesionalekin ditugun kontsultak ondo prestatu ditzazkegu, emandako botikak ondo ezagutu, elikadura osasuntsua izan, ariketa fisikoa egin, gustoko ditugun jarduerak egin eta gure gertukoekin komunikazio eraginkor bat izan besteak beste.

Gure gaixotasunaren ardura geuk hartu behar dugu.

Gaixotasun kronikoak ez du zure bizitzarekin amaitzen, bizitzako aldaketa bat da eta era onenean moldatu behar gara.

Estás en la sala de espera de la consulta del médico pensando en si te dará tiempo a terminar el informe a tiempo para llegar a clase de Zumba y hacer unas compras para la cena y la comida de mañana, con la prisa que tienes y tú ahí sentada, total será un tirón, un virus o algo parecido. Reposo, unas pastillas un par de días y a seguir con tu rutina.

Entras en la consulta y todo cambia, ya no recuerdas lo que estabas pensando, estás delante de una persona que te habla de términos que no habías oído antes, no entiendes nada y los pensamientos de tu cabeza hacen demasiado ruido. Y ahí empieza el camino.

Una enfermedad crónica, lo primero que piensas es que tu vida se ha acabado, citas médicas y pruebas periódicas de control, medicación con sus efectos secundarios, cambio de dieta y costumbres, incapacidad de hacer cosas que hasta ahora eran simples, nueva forma de relacionarte con tu familia y amigos y el trabajo cada vez resulta más difícil…

Confías en tu médico y sigues sus instrucciones al pie de la letra, es el profesional.

Esto está muy bien, ¿pero realmente quieres dejar tu futuro en manos de otra persona por muy profesional que sea?

Muchas veces no somos conscientes, pero los pacientes tenemos mucho que aportar:

  • Informarnos lo más ampliamente posible sobre nuestra enfermedad: origen, evolución, síntomas que debemos tener en cuenta, etc.
  • Observarnos para saber lo que hace mejorar o empeorar nuestros síntomas.
  • Preparar las consultas con los médicos, esto es primordial porque tenemos un tiempo estipulado para informales de cómo nos encontramos y preguntarles nuestras dudas, por eso es conveniente llevar los datos apuntados, así no nos olvidaremos de nada y podemos anotar información que nos pueda resultar interesante.
  • Saber para qué se nos prescriben los medicamentos e informar de cualquier cambio que experimentemos al tomarlos así como de los efectos secundarios si los hubiera.
  • Valorar medicinas o tratamientos alternativos siempre y cuando estén avalados por entidades fiables y consultarlos con nuestro médico.
  • Comer de forma saludable y hacer ejercicio de forma moderada, así como dar prioridad al descanso.
  • Comunicarnos de forma eficiente con nuestra familia, pareja y amigos para que puedan apoyarnos cuando lo necesitemos, todos necesitamos que nos ayuden en algún momento de nuestra vida.
  • Encontrar actividades que nos gusten y nos estimulen.

Seguro que se te ocurren muchas más, lo importante es tomar responsabilidad de nuestra salud, no podemos olvidar que la persona que va a experimentar las consecuencias de la enfermedad somos nosotros por lo que somos los más interesados en que los síntomas y sus consecuencias interfieran lo menos posible en nuestra vida.

Una enfermedad crónica no termina con tu vida, simplemente la cambia y en nosotros está adaptarnos lo mejor posible a este cambio, aunque no lo hayamos elegido.

a.jpg

Tabira Aguirre

 

Bakardadea. La soledad

Geroz eta pertsona gehiago bakarrik bizi dira urte gehiago bizi garelako eta ezkontza eta ugalkortasun tasak behera egin dutelako besteak beste.

Bakardadeak, negatiboki eragiten gaitu, eta tabakoa edo deskantsu falta bezalako ohitura txarrekin lotura du.

Galdetu al zara noizbait nola jarraitu dezakezun zure bizitzarekin, orain arte zure alboan egon den pertsona ez dagoenean?

Bakarrik bilatzen zarenean, une zailak pasa ditzazkezu.

Beharrezkoa da zu zeu berraurkitzea, eta nahiz eta bakarrik egon, denbora aprobetxatzea bakardadea gainditzeko.

Bakardaderi aurre egiteko 6 era errazenak hauek dira: Maite dituzun pertsonekin denbora gehiago pasa, boluntariotzan parte hartu, gustoko duzun ariketa fisikoren bat egin, zerbait berria ikasi, serioski ezagutu zaitez, atsegina eta esker onekoa izan zaitez.

Saiatu zaitez, gobidatzen zaituzten ekintzei baiezkoa esaten. Ez zaitez etxean geratu. Ireki zaitez lagun berriei, ez utzi betiko lagunak eta persona toxikoak alde batera utzi. Oso garrantzitsua da lagunekin hitz egitea eta gauza desberdinak partekatzea.

Gure bizitzan pertsona desberdinak sartzen eta ateratzen dira. Erlazio bat bukatzeak ez du esan nahi zure bizitza bukatu denik, kapitulu berri bati hasiera ematen ari zarela baizik.

La proporción de personas que viven solas ha aumentado en los últimos años debido al envejecimiento de la población, la disminución de las tasas de matrimonio y la disminución de la fertilidad.

La soledad se asocia a malos hábitos de salud como el tabaco o la falta de descanso. Pero también influye negativamente en importantes procesos biológicos, provocando, por ejemplo, mayor tensión arterial o un funcionamiento deficiente del sistema inmune. Pero ahí no acaba la lista: puede contribuir a una serie de factores de riesgos físicos, psíquicos o psicosociales incluyendo depresión, alcoholismo, pensamientos suicidas, comportamientos agresivos o ansiedad. También puede provocar un deterioro cognitivo o progresión del alzhéimer.

¿Te has preguntado cómo puedes continuar con tu vida cuando hasta ahora ha sido al lado de alguien que ya se ha ido? Quizás un día has estado frente al espejo y te has preguntado “¿Quién soy?” “¿Cómo me convertí en esta persona?” Esto es normal, es un proceso de duelo que debes vivir. Es un proceso que te ayudará a sanar y a superar esta pérdida. Pero debes saber cómo combatir la soledad.

Cuando te encuentras sólo, luego de varios años en los que has estado con alguien, puede llegar a ser difícil y aterrador, pues podrías haber olvidado quien eres y no sabes que hacer contigo mismo.

Pero, la buena noticia es que estás a punto de embarcarte en una travesía con el mejor amigo que podrías encontrar, ¡TÚ! Y una vez que te redescubras comenzarás a disfrutar de tu tiempo a solas. Éste es un primer paso para empezar a superar la soledad.

Lo cierto es que existen un centenar de maneras para dejar atrás la soledad y a continuación te presento las seis maneras más sencillas que puedes hacer para traer un poco de amor, felicidad y alegría a tu vida.

a.jpg

PASA MÁS TIEMPO CON LA GENTE QUE AMAS

Tu familia y amigos están ahí para reconfortarte y quizás hayan perdido contacto desde que comenzaste a estar más apegado a tu pareja. Salgan, vayan de paseo, cocinen, quédense en casa a jugar cartas, ver una película ¡o lo que sea! Pero si eres de los que no tienen algún familiar o amigo, entonces continua leyendo los siguientes puntos.

PARTICIPA EN UN VOLUNTARIADO

No hay nada más efectivo para sacar rápidamente los problemas de tu cabeza, al “despegarte de ti mismo” y brindarle tu tiempo a alguien menos afortunado. Lo primero que debes hacer es darte cuenta de que hay muchas personas que están peor que tú. Y segundo, no hay nada mejor que la sensación de darle tu tiempo y amor a alguien que lo necesite. Dar algo de ti es un verdadero regalo.

HAZ ALGUNA ACTIVIDAD FÍSICA

Inscríbete a un gimnasio, sal a caminar, practica algún deporte o retoma alguno que hayas dejado de hacer. Sube a una montaña, monta un caballo o tomas clases de natación. Da un paseo en bicicleta, toma lecciones de yoga o incluso de Tai Chi. No importa cual elijas, solo comienza a hacer algo que te ponga en movimiento.

APRENDE ALGO NUEVO

El aprendizaje amplía tu mente, te hace una persona más interesante con la cual charlar y hay una lista interminable de cosas por aprender. Puedes ir al museo, asistir a conciertos, obras de teatro, películas, leer libros sobre cualquier tema que elijas y averiguar lo que está pasando en el mundo, lo que ocurrió en el pasado o lo que se cree que ocurrirá en el futuro. ¡Explora!

CONÓCETE EN SERIO

Comienza a aceptar que quien dejaste atrás no te define y lo que queda, eso es lo que eres. Es lo que vive dentro de ti, tu alma, tu espíritu. Cuando seas capaz de ponerte en contacto con esa energía, te darás cuenta de que puedes hacer mucho de tu vida, aprovechar el amor, la fuerza, la sabiduría interior y así, salir delante de la adversidad.

Además, lo mejor de reencontrarte con tu verdadero yo es que no volverás a estar solo nunca más.

SE AMABLE Y AGRADECIDO

Hay muchas personas que se preocupan por nosotros a diario, amigos que nos proponen planes, asociaciones que nos brindan ayuda…

El “no por sistema” hace que los demás nos vean como personas desagradables y hurañas. Son estas características que sin intención mostramos las que hacen que se alejen de nosotros.

Procura aceptar las invitaciones que te hacen porque si constantemente dices no es probable que dejes de estar en las listas de invitados, no porque no quieran tenerte a su lado sino porque es lo que tú has promovido.

Derrotar la soledad pasa por tener una actitud asertiva y activa. Pasa por abrirte a nuevas amistades y no cerrar las viejas. También pasa por hacer cierta selección y apartar de ti a las personas tóxicas que te impiden tener una actitud activa.

Aunque admitir que las cosas han acabado es una tarea muy difícil, se recomienda evitar el encierro. Hablar y compartir con amigos es muy importante, al igual que salir con gente nueva e iniciar diferentes hobbies. Los expertos calculan que el ciudadano promedio llega a la última etapa del cambio aproximadamente entre los tres o cuatro meses; más de allí, es aconsejable asistir a un especialista.

Recuerda, cosas tristes le suceden a cualquiera, en cualquier momento. La gente solo entra y sale de nuestras vidas, todos esos procesos son parte de la travesía de la vida, de las cuales debemos aprender y crecer. Solo porque una relación terminó, no significa que tu vida también lo haya hecho. Es solo el comienzo de un nuevo capítulo.

Jose Cepero

Badator udara eta ni kilo hauekin. Que viene el verano y yo con estos kilos

Garai hauetan, Gabonetan bezala, soberan ditugun kiloei agur esateko dieta desberdinak egiten saiatzen gara. Zenbat aldiz esan dugu: Osasuntsuago jango det, pare bat kilo jaitsi behar ditut, kirola egiten hasiko naiz, gimnasioan emango dut izena…

Askotan ,arrazoi desbedinengatik ez ditugu gure nahiak betetzen.

Pisua jaisteak, esfortzua eskatzen du, eta askotan ez ditugu emaitzak berehala ikusten.

Egiten ditugun dietak, osasuntsuak eta orekatuak izan behar dira, espezialistek gainbegiratu behar dituzte, beraiek aholkatuko digutelako hobekien. Ez ditugu elikagai batzuk jateari utzi behar osasun arazorik ez badugu.

Ariketa fisikoa egitea ere funtsezkoa da, eta emaitzak lehenago ikusteaz gain, gure autoestimua ere hobetu egingo da.

Madre mía que locura. Estamos en plena operación biquini. Es habitual que por estas fechas, al igual que cuando pasan las Navidades tras esas grandes comilonas, que entremos en modo pánico al ver las fechas que son y aún estémos peleándonos con nuestra báscula. Es cuando decidimos si o si hacer algo para intentar poner remedio al desastre de no terminar de desprendernos de esos kilillos que nos han cogido cariño bien por descuido, por confiarnos o por el motivo que sea. Al final decidimos ponernos manos a la obra atacando ese descuido alimenticio que no es otra cosa que una sucesión de malos hábitos mantenidos en el tiempo. Al final nos pilla el toro. Volvemos a nuestras promesas incumplidas de “voy a perder peso….., voy a comer sano…., voy a hacer ejercicio….” que las acompañamos de un salir corriendo a apuntarnos a un gimnasio el cual dejaremos de ir a pesar de que seguiremos pagando religiosamente las cuotas, o peregrinamos haciendo la ruta de los centros de estética, rematándolo con una dieta estricta muy restrictiva y “milagrosa”, nada saludable la cual, tiene bien poco de milagro y no es nada saludable ya que sin saberlo podemos poner en riesgo nuestra salud.

Nos sentimos mal por que no hemos cumplido con nuestro propósito, por que nos hemos aburrido y cansado por no ver resultados en poco tiempo. Nos sentiremos débiles a causa de esa dieta que te prometía bajar mucho peso en una semana y nos frustraremos al ver que no solo hemos recuperado esos kilos que perdimos sino que además, nos habrá regalado alguno más. Habremos tenido el tan poco deseado efecto rebote. El resultado será que estaremos peor que al principio en eos meses atrás.

Pero ¿porqué nos agobiamos y cansamos llegando a dejar hasta de ir al gimnasio?

Porque no es algo de efecto inmediato, requiere de esfuerzo y vivimos con poco tiempo. Ni siquiera lo tenemos para invertirlo en nuestro cuerpo. No podemos vivir en un constante contar Kilo calorias, ni andar no mezclando según que alimentos “por que engordan”, ni mucho menos podemos llevar un peso a todos los lados para no pasarnos de equis gramos en cada plato. Este control no puede monotorizar nuestra vida, no es nada bueno y con el tiempo puede originarnos un problema serio.

 Las dietas no son malas, pero las saludables y equilibradas. Restringir alimentos sin tener un problema de salud puede hacer que estemos perdiendo nutrientes importantes y muy necesarios para nuestro organismo. Podemos llegar a generarnos una intolerancia sin ser intolerantes. Una buena dieta supervisada por nuestro médico de cabecera o un especialista, hará que no abandonemos. Nos controlará el peso, la tensión, el corazón y nos mandará hacernos analíticas de control para ver que todo está en orden y nuestro cuerpo no está enfermando. Nos asesorará y ayudará a comer bien, sano, rico y variado sin esa sensación de aburrimiento por comer siempre lo mismo y no llegaremos a sentirnos un rumiante que come hierba con cara triste. Descubriremos que comer bien puede llegar incluso a gustarnos.

 El ejercicio además combinado con una buena dieta hará que veamos en menos tiempo buenos resultados a la vez que ganaremos en autoestima. Ganaremos vida. Al ver resultados nos animaremos a seguir ya que veremos como poco a poco conseguiremos ir bajando esos kilos de más. Nos sentiremos capaces.

 Si además queremos hacernos algún tratamiento estético para la eliminación de líquido acumulado en nuestro cuerpo y activar nuestra circulación, no solo será una buena opción sino que además nos ayudará a relajarnos ya que suelen realizarse con masajes. Esto ya cada uno que decida que es lo que más le apetece.

 Pero aquí hay que tener siempre cuidado con lo que decidamos hacer ya que no siempre es posible poder llegar a realizar algunas de las cosas de las que os estoy hablando. Hay veces que por problemas de salud no podremos realizar algunos ejercicios, deporte, dietas o tratamientos estéticos. Por ejemplo si tenemos problemas de corazón, implantes, mala tensión, flebitis o cáncer, entre otros muchos, no podremos realizar algunos de esos tratamientos estéticos ya que están totalmente contraindicados. Siempre deberemos de preguntar a nuestro médico si podemos o no realizar según que cosas para no empeorar nuestro estado de salud. El problema muchas veces no es el tema económico, que también es importante. Para hacer ejercicio no hace falta ir a un gimnasio. El factor “problemas de salud previos” es determinante a la hora de realizar según que cosas. Informarnos bien es necesario.

 Es importante que seamos conscientes de que conseguir perder esos kilos de más en pocos días es difícil. Tenemos que ser conscientes de que sin algún tipo de ejercicio o actividad complementaria como caminar, andar en bicicleta o salir a correr por ejemplo, nos costará poder llegar a realizar nuestro propósito de “misión biquini” con éxito. Con tiempo, constancia y paciencia iremos poco a poco obteniendo esos buenos resultados que tanto queremos sin correr riesgo para nuestra salud. Iremos viendo como nuestra báscula no es nuestra enemiga, dejaremos de temerla, de sentirnos culpables y alejaremos esa sensación de que ese aparatejo está en nuestra contra.

 Asi que si estáis en ese punto de querer empezar a cuidaros de cara al verano y poneros en forma para lucir cuerpazo, hacerlo con cabeza para que no os fastidie las vacaciones por querer correr mucho en vez de poder disfrutar en la playa, o descansando y os lo paséis fastidiados en el médico.

 Os dejaré una frase de las que tanto me gustan: “Un estómago vacío es un mal consejero”. Albert Einstein.

73.gif

 Nagore Taboada.

 

Maiatzak 5: Esku Higienearen Nazioarteko eguna. 5 de Mayo: Día mundial de la higiene de manos.

Eskuak garbitzea banan banako neurri garrantzitsuena da infekzioak ez barreiatzeko.

Ohiko infekzioen %80 baino gehiago eskuen bidez igortzen dira.

Maiatzaren 5ean Esku Higienearen Nazioarteko eguna ospatu zen osasun arloan lan egiten duten profesionalak kontzientziatzeko.

Infekzioak saihesteko erarik errezena eta eraginkorrena eskuen hiegiene egoki bat da.

Jarraian eskuak garbitzeko 6 pausuak dituzue:

  1. Eskuak urarekin busti eta xaboia jarri.
  2. Igurtzi ahurrak bata bestearen kontra.
  3. Igurtzi eskuineko ahurra ezkerreko eskuko atzeko aldearen kontra, atzamarrak elkarrekin lotuz, eta alderantziz.
  4. Ahurrak euren artean igurtzi, atzamarrak elkarrekin lotuz.
  5. Igurtzi esku bateko atzamarren atzeko aldea kontrako ahurraren kontra, atzamarrak hartuz.
  6. Igurtzi biriketa mugimendu batekin ezkerreko hatz lodia, eskuineko eskuarekin harrapatuz eta alderantziz.
  7. Igurtzi eskuineko eskuko atzamarren punta ezkerreko ahurraren kontra, biriketa mugimendua eginez, eta alderantziz.

Esku garbiketen iraupena 15-30 segundukoa izan behar da.

La higiene de las manos es la medida más barata sencilla y eficaz para prevenir la infección asociada a la asistencia sanitaria y la transmisión cruzada de organismos multirresistentes.

El pasado 5 de Mayo se celebró el día mundial de la higiene de manos en la atención sanitaria con el fin de implicar y concienciar a los profesionales sanitarios en la prevención de las infecciones relacionadas con la asistencia sanitaria.

Esta iniciativa se enmarca en el programa “Salve vidas: límpiese las manos” del Programa de Seguridad del Paciente de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Este año, el programa “Salve vidas: límpiate las manos” de la OMS pide que todos los centros sanitarios se unan a la campaña bajo el lema: “Atención limpia para todos: está en tus manos”.

a.jpg.png

¿Por qué es importante una correcta higiene de las manos?

Las infecciones asociadas con la asistencia sanitaria afectan cada año a cientos de pacientes en todo el mundo. Son consecuencia involuntaria no deseada de dicha atención, y a su vez ocasionan una alta morbimortalidad para los pacientes y sus familias, y una enorme carga económica adicional para el sistema sanitario.

Es uno de los sucesos adversos más frecuentes, tanto en la atención hospitalaria como en la atención primaria. La prevalencia de pacientes infectados por una infección asociada con la asistencia sanitaria en el año 2008 es de un 8,18%, lo que supone que cada año afecta a algo más de 300.000 personas en toda España. Se estima que se producen unas 6.000 muertes al año asociadas a la IAAS además de un aumento considerable del coste por paciente.

Muchas de estas infecciones son transmitidas de paciente a paciente mediante las manos de los profesionales. Está probado que la higiene de manos es el método más simple y más efectivo para reducir la IAAS.

Existen estudios que describen que la frecuencia de IAAS puede ser reducida hasta en un 50% cuando los profesionales sanitarios se lavan las manos regularmente. La realidad es que se lavan las manos menos de la mitad de lo que deberían. Entre las causas de este pobre cumplimiento están: el desconocimiento de este problema, el exceso de trabajo, la escasa disponibilidad de puntos de lavado, la no apariencia (o no conciencia) de manos sucias,…etc.

A continuación, tal y como recoge la bibliografía os muestro los 6 pasos a seguir en la higiene de manos:

  1. Mojar las manos con agua.
  2. Depositar en la palma de la mano una cantidad   suficiente para cubrir toda la superficie de las manos y frotar las palmas entre sí.
  3. Frotar la palma de la mano derecha contra el dorso de la mano izquierda entrelazando los dedos y viceversa.
  4. Frotar las palmas de las manos entre sí con los dedos entrelazados.
  5. Frotar el dorso de los dedos de una mano contra la palma de la mano opuesta, agarrándose los dedos.
  6. Frotar con un movimiento de rotación el pulgar izquierdo, atrapándolo con la palma de la mano derecha, y viceversa.
  7. Frotar la punta de los dedos de la mano derecha contra la palma de la mano izquierda, haciendo un movimiento de rotación y viceversa.

La duración del lavado de mano debe ser de 15-30 segundos de tiempo de frotación con el jabón.

A continuación se deben aclarar las manos con abundante agua hasta retirar el jabón completamente.

Para finalizar se deben secar las manos completamente con toalla de papel de un solo uso, y se debe cerrar el grifo con el mismo papel antes de desecharlo, si no se dispone de sistema accionado por el pie o codo.

                                                                      Raquel Vignau

A %d blogueros les gusta esto: