Etxean osasuntsu jaten. Comiendo saludablemente en casa.

Duela egun batzuk Paziente Bizia etxean taldeko kideak, etxean egonda elikadura osasuntsua nola mantendu galderari erantzuna eman nahi izan genion.

Gure platerean elikagaien erdiak landare-jatorrikoak izatea komeni da, garai hauetan barazki freskoak edo kontserban daudenak, latetan, izoztuta… sukaldatu ditzazkegu.

Ariketa fisiko gutxiago egiten dugunez, plater txikiagoak ere erabil ditzazkegu gure otorduetan. 
 
Eta gure gorputzak funtziona dezan, txasis edo egitura bat behar dugu, arrautzak, haragia edo arraina bezalako elikagaiak ez ditugu ahaztu behar. Hauek olio edo koipe askorik gabe prestatzea komeni da.

Ez gara hidratazioaz ahaztu behar.  Sukaldera egiten ditugun bisita ugarien aurrean, batzuk ura, kafea edo infusioak edateko erabil daitezke, goserik edo gularik gabe jateko antsietate beldurgarria kentzeko.

On egin!

df654f0c-1cd4-42aa-9e79-a97c1c3eb64a

Hace unos días en el la dinámica de  paciente activo en casa nos planteamos dar respuesta a la pregunta de cómo mantener una alimentación saludable estando en casa y ahí nos pusimos todos manos a la obra para compartir nuestras ideas y así cumplir con los criterios de la alimentación saludable.

Dichos criterios  o las herramientas para que sean efectivas no nos son desconocidas porque los trabajamos en los talleres del programa Paziente Bizia Paciente Activo del que formamos parte donde no solo aprendemos las condiciones que debe cumplir una alimentación saludable sino que acabamos sabiendo preparar una menu de tales condiciones.

Coincidiendo con la idea de que en nuestro plato la mitad de los alimentos sean de origen vegetal se plantea consumir preferentemente verdura fresca; pero dado que además de personas activas somos personas con un gran espíritu comunitario y entendemos que no se puede salir a hacer la compra diariamente también puede formar parte del consumo de verduras y hortalizas los vegetales en otras formas de conserva como puede ser en lata, congelado etc. Y esto es algo que se realiza habitualmente porque para varios miembros del grupo es importante mantener los hábitos alimentarios así como las horas de las comidas a pesar del cambio de circunstancias  y de cambiar algo, puesto que actualmente tenemos algo menos de actividad, no mucho porque somos fieles seguidores al post que precedió a este sobre el ejercicio, si acaso habría que limitar únicamente cantidades para lo que algunos utilizan platos más pequeños, como los de postre, en los que entran porciones más escuetas, otros sobre todo si son diabéticos bajan las porciones de hidratos de carbono al mínimo necesario para mantener la actividad diaria de nuestro organismo

Y para que nuestro cuerpo funcione necesitamos de un chasis o estructura en buen estado que nos la asegurara  alimentos como los huevos, carne o pescado pero todos ellos  preparados sin mucho aceite o grasa para lo cual podemos experimentar nuevas formas de cocinado como pueden ser el wok en el que las verduras quedan crujientes, el papillote, el horno o incluso la cocina al  vapor.

Como ahora  tenemos tiempo, debemos aprovecharlo para ser creativos pensando en menús que cumplan los criterios para ser  equilibrados  , haciendo  una lista de la compra de la cual no nos podemos salir y ayudándonos de maquinaria o robot de cocina  el que tenga o de consejos de cocineros que hoy en dia los aportan por la tele o internet, en dicha lista es mejor no incluir aquellos alimentos que no podamos consumir para evitar la tentación y si los adquirimos deberíamos esconderlos para no pecar.

Pero aun y todo, si la tentación es muy grande hay quien propone no entrar en la cocina en horas determinadas del día o si se entra tener a mano picoteo sano aunque este en general  es mejor dejarlo para el fin de semana como norma general.

Otra de las ventajas de no andar con prisas es la de poder comer despacio y de esta manera hacer que nuestras digestiones sean más livianas ,sin olvidarse  del placer de poder comer acompañado acabando con una buena sobremesa o incluso aprovechar para organizar entre todos los miembros de la familia el menú saludable y así compartir las herramientos  que nosotros ya conocemos.

Tampoco hay que olvidarse de la hidratación hay quien  plantea que ante las numerosas visitas que hacemos  a la cocina varias  pueden utilizarse para beber agua, café o infusiones que nos quiten la  temida ansiedad por comer sin hambre  o gula.

Por último y no menos importante, se planteó la posibilidad de realizar mukimono que es el arte japonés de decorar frutas y verduras tallándolas o incluso de escuchar música con una orquesta cuyos instrumentos están fabricados con vegetales. ON EGIN¡¡

Irene Duo y participantes de Paziente Bizia- Paciente Activo en casa.

Kakao krema osasuntsua. Crema de cacao saludable

Kakao kremen osagai nagusiak hurrengo hauek dira: esnea, kakaoa, hurrak eta azukrea. Esnea, hurrak eta kakaoa elikagai osasuntsuak dira, baina azukrea osasuntsua al da?

Etiketetan ikus dezakegu azukrea dela osagai nagusiena (ontziaren erdia gutxi gora behera). Bigarren osagai nagusia gantza da, gantz osasungaitzak (ontziaren herena). Beste osagaiak, proportzio txikiagotan bila ditzazkegu: kakaoa (%7-8), esnea (%4-6) eta hurrak (%4-13). Produktuen osagai guztiak eta horien portzentaiak etiketan bilatu ditzazkezu.

Askotan “palma oliarik gabe” edo “azukrerik gabe” esaldiak ikus ditzazkegu. Produktu osasuntsuak direla pentsa dezakegu, baina ez ahaztu garrantzitsuena etiketetako osagaiak eta horien proportzioak begiratzea dela.

Gaurkoan etxean egindako kakao krema osasuntsu baten errezeta partekatu nahi det zuekin.

Osagaiak hurrengo hauek dira: 200 gramo txigurtutako hurrak, 100 gramo kakaoa (gantzik gabekoa), 100 gr oliba olioa, 200ml esne eta 8-10 datil.

Prestaketa: Hurrak irabialgailuarekin poliki poliki txikitu, esnea eta kakaoa gehitu, ondoren oliba olioa ere gehitu eta azkenik datilak. Bukatzeko dena ondo nahastu.

Ikus dezakezuen bezala errezeta erraza, azkarra eta osasuntsua da. Onegin!!

Cuando hablamos de “crema de cacao”, “crema de cacao y avellanas” o cuando recordamos la mítica cancioncilla que solemos tararear y que vemos por tantos sitios “leche, cacao, avellanas y azúcar…” seguro que nos viene a la mente alguna o varias de las deliciosas cremas de cacao que tanto nos gustan y a las que nos cuesta resistirnos.

Y es que de eso están compuestas la mayoría de cremas de cacao que encontramos en los supermercados. De leche, cacao, avellanas y azúcar. Además de estos ingredientes, suelen tener otros nada saludables.

La leche, cacao con un porcentaje alto (más de un 70%) y las avellanas son alimentos saludables. ¿Y el azúcar? El azúcar no lo es. En la etiqueta nutricional de estos productos sale el azúcar como primer ingrediente. Eso quiere decir que este ingrediente es el que predomina en el producto. Para que os hagáis una idea la mitad del tarro aproximadamente suele ser azúcar.

El segundo ingrediente después del azúcar es la grasa. Y no son precisamente grasas buenas las que suelen tener estos productos. Sino grasas trans o hidrogenadas. Son grasas saturadas. Es decir, son nocivas para nuestra salud. Estas grasas son las que favorecen el colesterol y triglicéridos, aumentando el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares o diabetes, además de la obesidad infantil a la que nos estamos enfrentando como problema de salud pública en el siglo XXI. 1/3 del tarro suele estar compuesto por esta grasa.

La leche, las avellanas y el cacao están en menos porcentaje. En una proporción muy muy inferior a la de los azúcares y las grasas. El cacao suele oscilar entre un 7-8%, la leche en polvo entre un 4-6% y las avellanas entre un 4-13%.

Los ingredientes del producto y sus porcentajes así como la cantidad de grasa y el azúcar te aparecerán en la etiqueta nutricional del producto.

Una estrategia de marketing que se está utilizando mucho últimamente en estos productos es la etiqueta de “sin aceite de palma”. Eso no nos tiene que hacer pensar que el producto va a ser mejor. Porque no lo es. Sigue siendo igual de perjudicial para nuestra salud. Poseen mucha cantidad de ingredientes insanos como azúcar y grasa de mala calidad y muy poca cantidad de ingredientes saludables como la leche, cacao desgrasado y avellanas.

Otra estrategia de marketing son los productos 0% azúcares. En estos casos, estos productos siguen teniendo un escaso valor nutricional. Sustituyen el azúcar por algún edulcorante. Y normalmente siguen teniendo las grasas saturadas y un porcentaje muy bajo de los ingredientes más saludables que comentábamos anteriormente.

Para ello en el post de hoy quiero mostraros una alternativa para consumir una crema de cacao y avellanas saludable casera con alimentos de calidad.

Esta crema estará compuesta fundamentalmente por avellanas, aceite de oliva, cacao puro desgrasado, y como endulzante natural utilizaremos los dátiles.

Para esta receta utilizaremos los siguientes ingredientes:

  • 200 grs de avellanas tostadas
  • 100grs de cacao puro desgrasado 0% azúcares
  • 100grs de acetite de oliva
  • 200 ml de leche
  • 8 -10 dátiles (un poco al gusto, si te gusta más dulce puedes añadirle unos pocos más).

Elaboración:

-Trituramos las avellanas. Deben soltar esa grasilla característica que tienen. Si lo hacéis con la batidora hacedlo poco a poco para no quemarla.

-Cuando la masa este homogénea añadiremos el cacao y la leche.

-Posteriormente añadimos el aceite de oliva.

-Por ultimo quitaremos el hueso a los dátiles (los hay sin hueso también) y los añadiremos a la mezcla.

-Batiremos bien la crema hasta que quede homogénea.

Ya no tenemos excusa para sustituir esta crema saludable de cacao por las cremas de cacao procesadas y de mala calidad que nos encontramos en los supermercados. Se hace rápido, es fácil de hacer y además es saludable. Eso sí, es muy importante cuidar las porciones. Tenemos que tener en cuenta que los frutos secos son calóricos pero que en las porciones adecuadas son beneficiosos para nuestra salud. Por eso, está bien consumirlos pero con moderación.

Buen provecho!

a.jpg

                                                                 Raquel Vignau

 

 

 

Olozko eta bananazko bizkotxo osasuntsua. Bizcocho saludable de avena y plátano

Aurreko batean, umeen gosari osasungaitzei buruz hitz egin nizuen.

En el anterior post (link aquí), hablaba sobre el desayuno insano de los niños hoy en día y de la importancia de que éste sea saludable.

Osasuntsuak diren elikagaieiz hitz egiteaz gain, saihestu beharrekoei buruz ere hitz egin nuen.

Os comentaba qué alimentos deberíamos evitar y cuales deberíamos consumir en el desayuno. Los alimentos que deberíamos evitar tanto los niños como los adultos son los cereales azucarados, yogures y bebidas azucaradas, zumos industriales, bollería, galletas,…etc. Los alimentos que deberíamos consumir son los cereales no azucarados (avena, centeno,…etc), fruta cortada, frutos secos, leche sin azúcar y yogur sin azúcar. Sigue leyendo

Diabetikoentzat tartak? Bai. ¿Tartas para diabéticos?, sí

Por fin llega el invierno y con el aumentan las ganas de meternos en la cocina y hacer platos ricos  de utilizar el horno que ha estado parado gran parte del verano.

Diabetikoak kontuz ibili behar gara azkenburu gozoekin.

Uno de los caballos de batalla de las personas con diabetes son los postres dulces tipo tartas o pasteles

Siempre que algo nos está prohibido nos resulta mucho más atractivo.

Gozokiak ez ditugu debekaturik, baina saihestu egin behar ditugu (batez ere prozesatuak).

Y no es que los diabéticos no podamos comer dulces, no. Pero debemos evitarlos en la medida que nos sea posible. Sobre todo si son elaborados.

Bollería y pastelería industrial deberían ser una anécdota en nuestras vidas. En esta época que vivimos es difícil escapar a los alimentos precocinados o cocinados .Y hay muchísimos. Y  la voluntad nos juega malas pasadas.

Zuekin errezeta batzuk partekatzea gustatuko litzaidake.

Me gustaría compartir con vosotros una serie de recetas que todos podemos degustar porque, aunque contienen hidratos de carbono, son una buenísima alternativa a la pastelería industrial.

Nos permiten además compartir nuestro tiempo libre con nuestros hijos preparando recetas sanas y educar en alimentación saludable haciéndola divertida y sobre todo rica Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: